Arturo, joven con discapacidad, sigue esperando disculpa pública por ser encarcelado

Itxaro Arteta (@iartetam)
·4  min de lectura
Arturo Medina, un joven con discapacidad psicosocial
Arturo Medina, un joven con discapacidad psicosocial

En septiembre de 2019, Arturo Medina, un joven con discapacidad psicosocial que pasó cuatro años encarcelado injustamente, pensó que por fin tendría algo de justicia y ayuda para salir adelante. El Comité de la ONU sobre los Derechos para Personas con Discapacidad emitió por primera vez una recomendación para el Estado mexicano que incluía una disculpa pública y darle medidas de reparación del daño.

Más de un año después, no hay absolutamente nada. Arturo y su familia siguen esperando, y la ONU ve con gravedad que no haya una respuesta.

La coordinadora del programa de Discapacidad y Justicia de la organización civil Documenta, que ha acompañado el caso, Diana Sheinbaum Lerner, explicó que en un primer momento se suponía que el tema lo tomaría el Consejo Nacional para el Desarrollo y la Inclusión de las Personas con Discapacidad (Conadis), que no tiene titular desde que inició el actual gobierno. Pero después lo asumió la Secretaría de Gobernación (Segob), ya que además de la disculpa pública, se tienen que impulsar reformas legales sobre la manera de juzgar a estas personas.

Animal Político preguntó a Segob por qué no ha organizado al menos la disculpa pública, pero no hubo respuesta hasta el momento.

A Arturo le cambió la vida el 14 de septiembre de 2011, cuando al salir a comprar el periódico, fue detenido y acusado de tratar de robarse un auto. Por la discapacidad que tiene, Arturo casi no puede hablar; mucho menos pudo defenderse.

Pero lo peor vino con el proceso legal, ya que por su condición fue declarado “inimputable”, una figura que establece que no puede comprender sus actos y no puede ser juzgado igual que otras personas. Así que sin llegar a una sentencia, se le impuso una “medida de seguridad” que implicó estar cuatro años encerrado y medicado obligatoriamente en un área psiquiátrica bajo control penitenciario.

Después de salir libre, su caso fue presentado como denuncia individual ante la ONU, y tras varios años, concluyó que sí hubo violaciones a sus derechos humanos.

El relator del Comité de la ONU sobre Derechos de las Personas con Discapacidad para México, Markus Schefer, señaló este jueves en una conferencia de prensa que Arturo sufrió principalmente dos violaciones: la primera, fue la exclusión de su propio juicio, ya que no pudo tener un abogado ni participar en su defensa. En segundo lugar, las llamadas medidas de seguridad lo privaron de la libertad sin que se probara que había cometido algún delito. Arturo, consideró el relator, fue despojado de su derecho a la justicia.

Además, desde el gobierno se tienen que impulsar las reformas necesarias para cambiar tanto a nivel estatal como federal las figuras de inimputabilidad, que viene de los años 70 y ha sido criticada por la condición especial que genera para quienes tienen una condición mental diferente, y la de medidas de seguridad.

La madre de Arturo, Judith, tomó la palabra por él para denunciar que no han recibido del Estado Mexicano nada de lo que la ONU recomendó.

“Pedimos que el gobierno, en primer lugar, acepte el error que tuvo, ofrezca una disculpa a mi hijo, y lo ayude. Que se le repare el daño y que le permita ser una persona como todas las demás”, señaló.

Su hijo lleva todos estos años afectado por la experiencia del encierro, contó. No quiere salir solo más allá de una manzana, no ha podido encontrar algún trabajo y se volvió más agresivo ante las burlas o malos tratos que llega a sufrir. Porque según reclamó su madre, el Estado es omiso también en evitar que las personas con discapacidad sean tratadas como diferentes en todos los ámbitos de su vida, cuando solo quieren sentirse parte de la sociedad.

“Es importante no solamente por Arturo, sino por todas las personas que puedan estar en la misma situación de discriminación. Puede que ahorita sean unos niños, igual y cuando mi hijo era niño lo podía proteger, pero conforme avanzan en edad, se hacen adolescentes, jóvenes, pues quieren salir, dar la vuelta, y no pueden”, lamentó. “Porque tal parece que esta condición que tenemos en este país, el estar viendo al diferente, parece que sea un pecado, por decirlo de una manera, que tengan discapacidad, ya sea intelectual, psicosocial o en la cuestión del habla”.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

El cargo Arturo, joven con discapacidad, sigue esperando disculpa pública por ser encarcelado apareció primero en Animal Político.