"Uno de los artífices del cambio democrático"

·4  min de lectura

Luis Carlos Rodríguez, Víctor Gamboa y Manuel Espino

CIUDAD DE MÉXICO, abril 30 (EL UNIVERSAL).- Como en cada una de las etapas de su larga trayectoria de siete décadas, Porfirio Muñoz Ledo reunió este viernes a personajes de la vida académica, política y diplomática del país, que incluso tienen origen ideológico distinto.

Fue un encuentro convocado por el Senado de la República y EL UNIVERSAL para rendir homenaje a la brillante carrera del político, diplomático, demócrata y maestro de muchas generaciones, pero, sobre todo, un reconocimiento a su legado en favor de la libertad y la democracia, y en contra del autoritarismo.

La vieja casona de Xicoténcatl reunió a figuras de partidos tan disímbolos como PRI, PAN, Morena y Movimiento Ciudadano, quienes no sólo trabajaron o fueron compañeros de lucha de Muñoz Ledo en alguna época de su vida, sino que tienen en común sentimientos de aprecio, agradecimiento y admiración por el legendario político, a quien —sub- rayaron— "la historia le tiene guardado un lugar como uno de los artífices del cambio democrático en México".

En un ambiente republicano y de respeto a todas las corrientes de pensamiento, como ha sido la firme convicción compartida por Muñoz Ledo en las páginas de EL UNIVERSAL por décadas, se llevó a cabo la ceremonia en el patio central de la vieja casona de Xicoténcatl, antigua sede del Senado. Como testigo de honor estaba la estatua del senador chiapaneco Belisario Domínguez.

El escenario fue adornado con arreglos de rosas blancas y rojas; en la mesa de honor, junto al homenajeado, destacó la presencia del Licenciado Juan Francisco Ealy Ortiz, Presidente Ejecutivo y del Consejo de Administración de EL UNIVERSAL, quien también fue reconocido por los asistentes como un baluarte de la libertad de expresión.

Amigos desde hace varias décadas, el Licenciado Ealy Ortiz se refirió a Muñoz Ledo como una persona con jovialidad indomable, excepcional trayectoria, solidez intelectual, que ha hecho aportaciones fundamentales para la vida democrática de México.

La mesa de honor contó con la presencia de la senadora de Morena, Ifigenia Martínez, compañera histórica de la lucha democrática de Muñoz Ledo desde que ambos militaban en el PRI y formaron la Corriente Democrática, partido al que luego renunciaron para crear junto con Cuauhtémoc Cárdenas el Frente Democrático Nacional, y posteriormente fundar el PRD.

En primera fila se encontraban Juan Francisco Ealy Lanz Duret, Vicepresidente Ejecutivo y Director General de EL UNIVERSAL; Roberto Rock, Director General Adjunto de esta casa editorial; Lorenzo Córdova, consejero presidente del Instituto Nacional Electoral (INE); la embajadora Martha Bárcena; los diputados Santiago Creel Miranda, del PAN, y Amalia García Medina, de Movimiento Ciudadano, y el investigador emérito del Instituto de Investigaciones Jurídicas de la UNAM, Diego Valadés Ríos.

El escenario fue enmarcado con una enorme pantalla en medio de dos banderas, la de México y del Senado, en la que se proyectó un video con imágenes de la trayectoria de Muñoz Ledo.

Durante más de dos horas, los oradores destacaron en sus discursos la relevancia de las aportaciones de Muñoz Ledo a México, sobre todo, la congruencia de su actuación a lo largo de tantos años de ser protagonista de la vida política nacional, ya que no sólo rompió con el poder en sexenios pasados, sino que lo ha hecho recientemente, bajo la premisa de que un régimen democrático no puede ser autocrático y que una sola persona no puede tener todo el poder.

Muñoz Ledo, que junto con EL UNIVERSAL ha encabezado luchas históricas contra la censura y en favor de la pluralidad, expresó su agradecimiento por este homenaje. Se mostró muy emocionado por los aplausos.

Muñoz Ledo permaneció 40 minutos más tras concluir el evento para atender a todos.

Este viernes, como pocas veces se ha visto, fue acompañado por algunos de sus familiares procedentes de Cortazar, Guanajuato, para atestiguar esta ceremonia.

"Estamos muy orgullosos de lo que ha hecho mi tío en favor de México. Nos invitó a acompañarlo en este homenaje y llegamos de Guanajuato para estar presentes, estamos muy contentos", dijo Enrique Muñoz Ledo.

A sus 88 años, Porfirio Muñoz Ledo sigue cosechando triunfos. Fue secretario del Trabajo y de Educación; embajador de México en la ONU; candidato a la gubernatura de Guanajuato y a la Presidencia de la República; fundó el PRD y Morena; fue presidente del PRI y desfiló por el PT y el Partido Auténtico de la Revolución Mexicana (PARM).

"¿Qué otros políticos pueden presumir una trayectoria similar de lucha por la democracia y que además sigan vigentes?", dijeron abogados.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.