Argentina dice que recibirá 10 mln dosis de vacuna rusa contra el COVID-19 en diciembre

·2  min de lectura
Foto de archivo. Una científica trabaja dentro de un laboratorio durante la producción y prueba de una vacuna contra la enfermedad del coronavirus en Moscú
Foto de archivo. Una científica trabaja dentro de un laboratorio durante la producción y prueba de una vacuna contra la enfermedad del coronavirus en Moscú

BUENOS AIRES, 2 nov (Reuters) - El Gobierno de Argentina dijo el lunes que recibirá en diciembre 10 millones de vacunas rusas Sputnik V contra el coronavirus, en momentos que los casos de contagios se multiplican cada día con incremento de muertos.

Previamente, el presidente Alberto Fernández sostuvo que en enero podrían llegar otras 15 millones de dosis, según declaraciones a la agencia Sputnik.

Cada vacuna está compuesta por dos dosis.

"Tuvimos una propuesta de la Cancillería rusa y del fondo soberano de Rusia para ver si Argentina estaba interesada en contar con dosis de la vacuna en el mes de diciembre y por supuesto que dijimos que sí", afirmó Fernández en un comunicado.

"Para nosotros es muy importante porque permitiría vacunar a los sectores que están en riesgo, de todo el país (...) El precio de la vacuna rusa está más o menos en el promedio de lo que las vacunas del mundo proponen", sostuvo.

El mandatario aprovechó un reciente viaje a Rusia de la viceministra de Salud, Carla Vizzotti, y de la asesora presidencial Cecilia Nicolini para ver el nivel de desarrollo que la vacuna tenía y la factibilidad de lograr ese objetivo.

"Están culminando la fase 3. Estarían en condiciones de darnos 10 millones de la primera vacuna y 10 millones de la segunda vacuna. Es una vacuna que se da en dos dosis", explicó Fernández, según declaraciones difundidas por el Gobierno.

"Diez millones de cada una de esas dosis las podríamos tener en diciembre y en los primeros días de enero podríamos tener, según me dicen, 15 millones de dosis más. Eso para nosotros es muy importante", agregó.

Argentina en agosto anunció un acuerdo con México, la Fundación Slim y la farmacéutica AstraZeneca, que a su vez tiene un acuerdo con la Universidad de Oxford, para producir una vacuna contra el COVID-19.

"La vacuna Sputnik V para Argentina será producida por nuestros socios en India, Corea, China y por varios otros países que están preparando la producción de la vacuna rusa", dijo a periodistas Kirill Dmitriev, director ejecutivo de RDIF (Fondo Ruso de Inversión Directa), una entidad que respalda el desarrollo y despliegue de esa vacuna.

A pesar de haber ordenado una cuarentena temprana desde mediados de marzo, el coronavirus se expandió por todo el país sudamericano, que en octubre superó el millón de contagios y más de 30.000 muertos.

"Los rusos dicen poder entregar las vacunas a fin de año (…)

No queremos que haya una segunda ola" masiva de contagios como ocurre actualmente en Europa, dijo por la noche en declaraciones televisivas el ministro de Salud argentino, Ginés González García.

El funcionario sostuvo que el Gobierno negocio con diferentes laboratorios internacionales por una vacuna, sin que se conozcan los verdaderos resultados, priorizando la "transferencia de tecnología" para poder avanzar en la fabricación nacional.

(Reporte de Eliana Raszewski en Buenos Aires y Anthony Boadle en Brasilia,; Reporte adicional de Jorge Otaola,; Editado por Rodrigo Charme)