Argentina rechaza ejercicios militares británicos en las islas Malvinas

·3  min de lectura

Buenos Aires, 18 abr (EFE).- El Gobierno de Argentina expresó este lunes su rechazo a la realización por parte del Reino Unido de ejercicios militares en aguas de las islas Malvinas, archipiélago bajo dominación británica y cuya soberanía reclama el país suramericano.

La Cancillería de Argentina dijo en un comunicado que el Gobierno de Alberto Fernández ha tomado conocimiento de que entre este lunes y el próximo día 29 el Reino Unido realizará una vez más ejercicios militares en las islas Malvinas, en el Atlántico sur.

De acuerdo a la nota oficial, en estos ejercicios participan, entre otras, fuerzas británicas estacionadas en las islas Malvinas pertenecientes al Regimiento del Duque de Lancaster junto a la "ilegítima" Fuerza de Defensa de las islas, en conjunto con fuerzas de la Royal Navy y de la Royal Air Force, "los que forman parte del despliegue militar de ocupación ilegal del Reino Unido en las islas Malvinas".

La Cancillería argentina apuntó que, según un comunicado del contingente militar británico en las Malvinas (Bfsai), estos ejercicios militares se llevan a cabo para "demostrar la habilidad del personal del Bfsai para coordinar y realizar recursos para un ejercicio a gran escala".

"La República Argentina rechaza en los términos más contundentes la realización de estas maniobras militares en territorio argentino ilegítimamente ocupado", indicó el Gobierno argentino.

Para el país suramericano, estos ejercicios "constituyen una injustificada demostración de fuerza y un deliberado apartamiento de los llamamientos de las numerosas resoluciones de las Naciones Unidas y de otros organismos internacionales, que instan tanto a la Argentina como al Reino Unido a reanudar las negociaciones, a fin de encontrar una solución pacífica y definitiva a la disputa de soberanía" sobre las Malvinas.

Asimismo, prosigue el comunicado, "la presencia militar británica en las islas se contrapone categóricamente con la permanente voluntad de la República Argentina de resolver la controversia por medios pacíficos, de conformidad con el derecho internacional y las resoluciones pertinentes de las Naciones Unidas".

Argentina sostuvo que la "persistencia" del Reino Unido en la realización de ejercicios militares en el Atlántico sur contraviene la resolución 31/49 de la Asamblea General de Naciones Unidas que insta a Argentina y al Reino Unido a abstenerse de adoptar decisiones unilaterales que entrañen la introducción de modificaciones en la situación mientras las Islas están atravesando por el proceso de negociación recomendado por el organismo.

Según Argentina, la presencia militar británica contradice también la resolución 41/11 de la Asamblea General de la ONU sobre zona de paz y cooperación en el Atlántico sur que, entre otras disposiciones, exhorta a los Estados de todas las demás regiones a que respeten el Atlántico Sur como zona de paz y cooperación, en particular mediante la reducción y eventual eliminación de su presencia militar.

El país suramericano, que en 1982 se enfrentó en guerra con el Reino Unido por las Malvinas, reiteró que la controversia de soberanía "debe ser resuelta de manera bilateral entre ambos países" y reafirmó su disposición a reanudar las negociaciones.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.