Argentina: juez dicta embargo de bienes de Chevron

BUENOS AIRES, Argentina (AP) — Un juez argentino dispuso el embargo de bienes de Chevron Corp. en Argentina a fin de que se haga efectivo el fallo de un tribunal ecuatoriano que concedió una indemnización de 19.000 millones de dólares a un grupo de pobladores de la Amazonia ecuatoriana que presentó una demanda por daños ambientales, dijo el miércoles un abogado.

Un vocero de Chevron en Quito señaló que no conoce que en Argentina haya acciones judiciales de los demandantes ecuatorianos, aunque éstos se mostraron satisfechos por la decisión argentina.

El juez argentino Adrián Elkuj Miranda ordenó el congelamiento de los activos de Chevron dentro de los intentos de los demandantes por cobrar 18.700 millones de dólares por un juicio ambiental ganado el año pasado en Ecuador, dijo el abogado argentino Enrique Bruchou a la prensa en teleconferencia .

El fallo del juez establece que todo el flujo en efectivo por ventas y depósitos bancarios serán embargados hasta que se reúna la cantidad de 19.000 millones de dólares, señaló Bruchou.

El embargo abarca el 100% del capital social de Chevron en Argentina; 100% de los dividendos de los mismos y toda su participación minoritaria en Oleoductos del Valle.

También incluye 40% de cualquier dinero actual o futuro que posea Chevron Argentina así como 40% de todas sus ventas de crudo.

Bruchou dijo que la decisión en la demanda ambiental más grande en el mundo debería enviar un fuerte mensaje a los inversionistas extranjeros de que están obligados a aplicar los mismos estándares ambientales en cualquier lugar donde realizan sus negocios. Demandas similares han sido presentadas este año en Canadá y Brasil.

"Estamos haciendo historia en la preservación del ambiente", señaló Bruchou. "Este es un fallo que sienta un ejemplo. Lo que estamos diciendo al mundo es que en América Latina queremos exigir a quienes vengan a explotar (recursos) que lo hagan respetando las mismas normas de salud y del ambiente que rigen en sus países de origen", señaló Bruchou.

Directivos de Chevron dijeron que la compañía no tiene conocimiento de ninguna acción legal de parte de los demandantes en Argentina ni de ninguna orden judicial. También dijeron que las operaciones de Chevron en Argentina son totalmente ajenas al caso en Ecuador.

Los abogados de los demandantes "no tienen el derecho legal para embargar los activos de las subsidiarias en Argentina, y no se les debería permitir afectar las actividades de los importantes recursos energéticos de ese país", dijo James Craig, portavoz de Chevrón para América Latina y Africa. "El fallo en Ecuador es producto del soborno, el fraude, y es ilegitimo", apuntó.

En declaraciones a la AP en Quito, el abogado de los demandantes, el ecuatoriano Pablo Fajardo, dijo que "estamos realmente satisfechos por el inicio del embargo de los bienes de Chevron en un país distinto al Ecuador".

"El hecho de que un juez argentino haya decidido aceptar la orden de embargo demuestra que la sentencia emitidas por una corte ecuatoriana, es plenamente ejecutable y hoy Chevron está obligada por ley a pagar hasta el último centavo de la deuda con la amazonia", apuntó.

"El crimen ambiental jamás quedará en la impunidad y vamos a perseguirlos en cualquier parte del mundo en que se encuentren", destacó.

Añadió que "en los próximos días iniciaremos una demanda en Colombia, pidiendo los activos de Chevron. Este es un inicio, porque estamos preparando acciones en tres continentes más: Asia, Europa y Oceanía hasta que Chevron pague el último centavo de la condena judicial". No dio más detalles para no entorpecer las acciones judiciales previstas.

Chevron se ha rehusado a pagar por la contaminación con aguas residuales y desechos de la industria petrolera, alegando que el juicio se vio marcado por el fraude y que Texaco Petroleum Co. mitigó el daño ambiental mucho antes de 2001, cuando se convirtió en subsidiaria de Chevron.

Los demandantes afirman que Texaco y ahora Chevron continúan como responsables de la contaminación ambiental y de los daños a la salud de las personas como resultado de las operaciones de un consorcio petrolero desde 1972 hasta 1990 en la selva tropical de Ecuador.

Chevron arguye que le absuelve de cualquier responsabilidad un acuerdo que Texaco firmó en 1998 con Ecuador tras una operación de saneamiento que se efectuó a un costo de 40 millones de dólares y que la petrolera estatal de Ecuador es ahora responsable de gran parte de la contaminación en la zona petrolera de la que Texaco se retiró hace más de dos décadas.

Esta petrolera tiene un papel importante en la tercera economía más grande de América Latina, donde extrae a diario 26.000 barriles de crudo y cuatro millones de pies cúbicos de gas natural, dijeron los demandantes.

La empresa es también importante para las futuras necesidades energéticas de Argentina, en especial después de que aceptara trabajar con la empresa estatal YPF para la explotación de reservas de esquistos que podrían ser las terceras mayores del mundo.

___

Los periodistas de la AP, Luis Andrés Henao, en Santiago de Chile, y Gonzalo Solano, en Quito, contribuyeron a este despacho.

Luis Andres Henao está en Twitter como: https://twitter.com/LuisAndresHenao

Cargando...