Argentina inicia un histórico juicio por una masacre de aborígenes en 1924

·3  min de lectura

Buenos Aires, 19 abr (EFE).- Un tribunal de Argentina dio inicio este martes a un histórico "juicio por la verdad" por la denominada "masacre de Napalpí", la matanza de aborígenes perpetrada en 1924 por fuerzas de seguridad y civiles en el norte del país suramericano.

El juicio oral y público es llevado adelante por un tribunal de la ciudad de Resistencia, en la norteña provincia argentina de Chaco, sin imputados, ya que los responsables han fallecido.

El proceso, en el que declararán sobrevivientes y descendientes de las víctimas, cuenta con el aporte de pruebas por parte de la Secretaría de Derechos Humanos de Argentina surgidas de una investigación especial.

"Este juicio va construir a través de la Justicia una verdad que queda escrita, que repara simbólicamente a los familiares de las víctimas y también a la democracia y a las nuevas generaciones", destacó el secretario de Derechos Humanos de Argentina, Horacio Pietragalla Corti, quien estuvo presente en la primera audiencia del juicio.

VERDAD Y REPARACIÓN

El juicio busca establecer cómo ocurrió la masacre de Napalpí, en la que fueron asesinados miembros de los pueblos indígenas qom y moqoit.

El 19 de julio de 1924 cerca de un centenar de policías, gendarmes y colonos fusilaron a miembros de esas comunidades que se encontraban protestando por mejores condiciones laborales y de vida.

Según expuso este martes la Fiscalía, hubo disparos "a mansalva" durante una hora y resultaron asesinados unos 300 integrantes de las etnias qom y moqoit, entre ellos niños, mujeres embarazadas, ancianos y jóvenes.

De acuerdo a la exposición de los fiscales, los heridos que no pudieron escapar a tiempo fueron "ultimados de las formas más crueles posibles" y hubo mutilaciones y entierros en fosas comunes.

La Fiscalía recordó que "las fuerzas agresoras justificaron el ataque prestándolo como un enfrentamiento de índole policial contra indígenas sublevados" y "se intentó presentar los hechos también como un supuesto enfrentamiento entre las etnias".

"Este juicio busca la verdad de lo acontecido, lo que se va a tratar de lograr a través de los distintos testimonios y de las pruebas, para llegar a una aproximación de los hechos tal como habrían sucedido", dijo en la apertura de la audiencia de este martes la jueza federal, Zunilda Niremperger, a cargo del juicio.

La magistrada explicó que este proceso "no busca responsabilidades penales" sino "hacer una determinación judicial de los hechos, conocer la verdad de lo acontecido, primero para la reivindicación de la memoria de los pueblos, para calmar las heridas, para reparar como una forma de acción positiva.

"Pero también con la finalidad de activar la memoria y generar conciencia colectiva de que las graves violaciones a derechos humanos no deben volver a repetirse, especialmente en estos casos donde habrían sido generadas por el Estado y en contra de un colectivo altamente vulnerable, como las comunidades indígenas", señaló.

CASI UN SIGLO DE SILENCIO

En 2019, la masacre fue declarada como crimen de lesa humanidad por la justicia federal y, por lo tanto, imprescriptible.

En noviembre pasado, la Secretaría de Derechos Humanos aportó como prueba a la causa una profunda investigación histórica sobre los hechos y los motivos que llevaron a realizar la masacre hace casi un siglo.

Esa investigación contiene documentos oficiales y testimonios de sobrevivientes y familiares y describe la negación y el encubrimiento de la masacre por parte de las autoridades, que silenciaron los hechos por décadas.

"Existió una estrategia del Estado de construir una historia oficial para negar y encubrir la matanza", planteó la Fiscalía.

En la primera audiencia del juicio, además de presentarse la Fiscalía y las diferentes querellas, se exhibieron registros audiovisuales del historiador qom Juan Chico y de los sobrevivientes Pedro Balquinta y Rosa Grilo.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.