Argentina creará potencia de soja estatal con toma de Vicentin

·2  min de lectura

(Bloomberg) -- El presidente argentino, Alberto Fernández, arrancó una página del libro de jugadas de su vicepresidente, Cristina Fernández de Kirchner, con un plan para nacionalizar Vicentin SAIC, la mayor exportadora de soja procesada del país.

Su Administración buscará la aprobación del Congreso para expropiar la potencia agrícola, que se declaró en bancarrota el año pasado después de haberse excedido, dijo Fernández a periodistas el lunes.

Fernández dijo querer rescatar a la empresa en favor de la economía argentina.

La nacionalización significaría que Argentina controla a un jugador clave tanto en los mercados de granos como de divisas, dijo el ministro de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas.

Gabriel Delgado, quien era secretario de agricultura bajo Kirchner, liderará la intervención del Gobierno en Vicentin. Los activos se depositarán en un fideicomiso que será administrado por el departamento de agricultura de la estatal YPF SA.

La medida llega en un momento delicado para Argentina, que está negociando una reestructuración de US$65.000 millones en deuda externa. También revive recuerdos de la nacionalización en 2012 de la productora de energía YPF bajo Kirchner.

Para muchos observadores, no está claro quién gobierna exactamente en Argentina: Fernández, quien está lejos de ser un promotor del libre mercado pero visto como moderado, o su suplente, Kirchner, representante de los fervientes partidarios del izquierdismo y el nacionalismo latinoamericanos.

Vicentin incumplió con una deuda de alrededor de US$1.500 millones el año pasado. Un tribunal en la provincia de Santa Fe, donde se encuentra Vicentin, ha estado supervisando una bancarrota similar al procedimiento del Capítulo 11 en Estados Unidos.

Una gran parte de la deuda de Vicentin se debe al banco estatal Banco Nación. Pero el plan de expropiación no dejó de ser una sorpresa para los ejecutivos de la compañía, quienes han estado en conversaciones con los socios existentes, Glencore Plc y otras compañías, dijo un portavoz.

La suiza Glencore Plc tiene una empresa conjunta con Vicentin llamada Renova, que incluye una de las plantas de trituración de soja más grandes del mundo. Fernández dijo que era demasiado pronto para decir cómo funcionaría una nueva asociación estatal con Glencore.

Argentina es el mayor exportador de harina de soja para alimentos para animales y aceite de cocina de soja, y en los últimos años Vicentin ha rechazado a las multinacionales para tener la mayor parte de esos envíos.

Nota Original:Argentina to Create State Soy Powerhouse With Vicentin Takeover

For more articles like this, please visit us at bloomberg.com

Subscribe now to stay ahead with the most trusted business news source.

©2020 Bloomberg L.P.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.