Argentina pide investigar el "levantamiento" contra la democracia en Brasil

Buenos Aires, 8 ene (EFE).- El presidente de Argentina, Alberto Fernández, pidió este domingo investigar el "levantamiento" contra las instituciones de la democracia en Brasil, luego de que seguidores del expresidente Jair Bolsonaro invadiesen las sedes de los tres poderes del Estado en Brasilia.

"La democracia debe ser respetada. Los que promueven levantarse contra la democracia y los que financian el levantamiento contra la democracia deben ser castigados en procesos judiciales transparentes, pero lo que no pueden es quedar impunes", aseveró el mandatario en una entrevista con la televisión brasileña Band.

Miles de seguidores de Bolsonaro irrumpieron este domingo en el Congreso Nacional, en Brasilia, ocupando posteriormente las sedes del Poder Ejecutivo y de la Corte Suprema.

El presidente brasileño, Luiz Inácio Lula da Silva, quien se encontraba en el interior del estado de Sao Paulo mientras ocurrían estos hechos, decretó la intervención federal en el área de la seguridad de Brasilia y afirmó que los radicales "pagarán con la fuerza de la ley" por los disturbios provocados, así como aquellos que los han financiado.

Fernández, quien esta tarde estuvo en "permanente contacto" con Celso Amorim, asesor cercano de Lula, avaló la intervención de las fuerzas de seguridad de Brasilia, puesto que, en su opinión, "no actuaron como correspondía, no frenaron el avance de la gente y hasta los ayudaron a seguir avanzando".

"Sucesos como estos no se generan de la nada (...). Evidentemente, semejante movilización solo es posible con alguien que sostenga todo eso y me parece que eso se investigue y que eso se sancione es sano para las repúblicas", subrayó el mandatario argentino.

"(Lula) está en el camino correcto, que es buscar quiénes fueron los responsables, por qué actuaron como actuaron y pedir a la Justicia que actúe con el máximo rigor para que esto no vuelva a suceder. No le hace bien a Brasil imágenes como las que hoy vimos", agregó Fernández.

Las fuerzas de seguridad recuperaron este domingo el control de las sedes del Congreso, la Presidencia y la Corte Suprema de Brasil, después de que agentes antidisturbios cargasen contra los manifestantes golpistas y estableciesen un perímetro alrededor de la plaza de los Tres Poderes, donde se encuentran los edificios que albergan los poderes Ejecutivo, Legislativo y Judicial.

Según informaciones preliminares de la Policía, citada por medios locales, hasta el momento hay 150 detenidos por estos altercados.

(c) Agencia EFE