Apple cede en las controvertidas restricciones a las reparaciones de la pantalla del iPhone 13

·1  min de lectura

Apple ha dado marcha atrás en su polémica decisión de hacer que el iPhone 13 rechace las pantallas reparadas.

Cuando se lanzó el teléfono, en septiembre, los expertos en reparaciones descubrieron rápidamente que si se reparaba la pantalla de un iPhone 13, se romperían las herramientas de reconocimiento facial integradas en el teléfono.

La única forma que tenían los talleres independientes de evitarlo era sustituir un pequeño chip tomándolo de la pantalla original y poniéndolo en la nueva. Los talleres oficiales podían hacer que funcionara con software, pero eso requería la autorización de Apple.

De este modo, los reparadores independientes no podían arreglar la pantalla de un iPhone 13 sin romper también una parte central del teléfono.

La decisión suscitó polémica, sobre todo teniendo en cuenta la importancia del derecho a la reparación y las acusaciones de que los iPhones son demasiado difíciles de arreglar.

Sin embargo, ahora Apple ha dado marcha atrás. Ha dicho a The Verge que lanzará una solución que significa que el teléfono no necesitará que se cambie ese pequeño chip.

Leer más: Steve Wozniak dice que no puede diferenciar el iPhone 12 del 13

El cambio llegará a través de una actualización de software, aunque Apple no ha dicho cuándo lo hará.

Relacionados

Apple casi retira a Facebook e Instagram de los iPhones tras descubrir venta de mujeres en sus aplicaciones

iPhone 14 traerá un ‘rediseño completo’ según rumores filtrados por analistas

Reseña del iPhone 13 Pro y Pro Max: Cámara impresionante, duración de la batería y rendimiento rápido

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.