La 'mala suerte' en el amor de Ágatha Ruiz de la Prada

·8  min de lectura

Cuando parecía que lo suyo era un amor maduro y que duraría para siempre, hace apenas unos días saltaba el bombazo: Ágatha Ruiz de la Prada ha roto con la que era su pareja desde hacía menos de un año. La diseñadora confirmaba la noticia pocas horas después de la publicación en ¡Hola! de su separación de Luis Gasset y el sábado se sentaba en el Deluxe para hablar de ello. Pero, ¿qué ha pasado en la pareja para que su amor se haya desvanecido en menos de doce meses de relación?

MADRID, SPAIN - APRIL 22: Luis Gasset  and Ágatha Ruiz de la Prada attend 'Madblue Awards 2021' photocall at Teatros del Canal on April 22, 2021 in Madrid, Spain. (Photo by Patricia J. Garcinuno/Getty Images)
MADRID, SPAIN - APRIL 22: Luis Gasset and Ágatha Ruiz de la Prada attend 'Madblue Awards 2021' photocall at Teatros del Canal on April 22, 2021 in Madrid, Spain. (Photo by Patricia J. Garcinuno/Getty Images)

"Creo que él no estaba todo lo enamorado que me hubiese gustado", decía Ágatha con una sonrisa ante la pregunta de Jorge Javier Vázquez en el plató del Deluxe. Para la creadora de moda, Gasset "no puede ser más ideal, maravilloso, guapo, simpático, educado, un buenazo, un regalo, lujo total... Firmaría una y mil veces porque ha sido como un sueño de hombre", añadía dejando en muy buen lugar al hombre con el que ha estado el último año y al que curiosamente conoció poco antes del confinamiento. Según explicaba Ruiz de la Prada, la diferencia de edad ha sido una de las causas de la ruptura, ya que Luis es siete años menor que ella (Ágatha tiene 60 años y él 53). 

La juventud de Luis, ¿motivo de su ruptura?

"Siempre he tenido novios mayores que yo. Me llevo siete años con él, es mucho más joven y su manera de actuar no tiene nada que ver con los de nuestra generación. Fue súper romántico el principio, conocer a alguien, quedar con él... estaba como si me hubiese tocado la lotería. Pero luego han pasado cosas sutiles. No ha pasado nada malo y ojalá sigamos siendo amigos toda la vida. Le quiero un montón. Ha sido amoroso, pero es verdad que yo quiero todo ya que estoy acostumbrada a una cosa más pasional", explicaba la diseñadora añadiendo que a ella le gustan las cosas más tradicionales -a pesar de ser una de las mujeres más modernas y atrevidas en la moda de nuestro país-, como sucedió con su ex marido, el periodista Pedro J. Ramírez, al que ella llama "el innombrable', con el que todo era diferente y que por ejemplo, "cuando se iba de viaje nos llamábamos diez veces y enseguida nos fuimos a vivir juntos. Luis es un amor pero él tiene una manera de más joven, de verse dos días o tres en semana? Es otra generación. Creo que es una actitud de la gente joven que no se quiere comprometer para nada". Además, explicó que sus hijos no están muy contentos con su decisión: "Mi hijo está enfadadísimo conmigo".

Parece que Luis Gasset, director de la conocida casa de subastas Ansorena, tiene la misma opinión sobre Ágatha y le tiene un gran cariño. "Ágatha es lo mejor del mundo. Estar en el desierto con ella es como estar en el mar, en la ópera o en el concierto de Woodstock. Ella es estupenda", ha dicho en ¡Hola! pero tiene claro que no está abierto a una reconciliación: "Segundas partes nunca fueron buenas, ¿no?. Yo solo quiero que ella sea feliz", ha concluido de forma discreta. Parece que esa puerta tampoco la tiene abierta Ágatha que pese a no encontrar al hombre 'definitivo', sigue feliz y abierta a volver a enamorarse. 

Ágatha Ruiz de la Prada at arrival for Vanity Fair Personality of Year Awards 2019 , in Madrid, Spain, on November 25, 2019.(Photo by Oscar Gonzalez/NurPhoto via Getty Images)
Ágatha Ruiz de la Prada at arrival for Vanity Fair Personality of Year Awards 2019 , in Madrid, Spain, on November 25, 2019.(Photo by Oscar Gonzalez/NurPhoto via Getty Images)

¿Volverá con 'el chatarrero'?

Es más, en el Deluxe dejaba caer que no descartaría volver con Luis Miguel Rodríguez, más conocido como Luismi el chatarrero, con el que asegura reírse muchísimo porque es un tipo encantador y muy divertido. "A él no le divierte el cine, ni la lectura, ni la ópera... a él solo le divierten las mujeres", decía en tono socarrón la diseñadora. Junto al que fuera novio de Carmen Martínez Bordiú, Ágatha tampoco tuvo suerte en lo que al amor se refiere. Comenzó a salir con él en el verano de 2018 tras separarse del periodista, con el que había estado más de tres décadas, y muchos se preguntaron en ese momento qué había visto la diseñadora en el dueño de uno de los mayores desguaces de Europa pero con pocas cosas en común con ella. Como bien dijo Tristán, el hijo mayor de la diseñadora, para enamorar a su madre "hay que ser un poco personaje" y parece que ese carácter despreocupado y divertido de Luismi fue lo que hizo que la creadora cayera 'en sus redes' amorosas. Aunque su círculo tampoco entendió bien ese amor de la diseñadora de los corazones fucsias, ella siguió adelante sin importarle demasiado lo que los demás pensaran. 

Vivieron unos meses felices, pero las fotografías de él junto a una mujer a la salida de un restaurante, hicieron que Ágatha rompiera la relación. "Cuando volví de París nos reconciliamos y pasamos las navidades juntos. Bueno, es que Luismi es muy de señoras y sabe mucho de tías... Es un encantador de serpientes con las mujeres”, decía en Vanity Fair. Le dio una segunda oportunidad confiando en que lo suyo era amor verdadero, pero en febrero del año pasado, llegaba la ruptura definitiva. "Luismi se dio cuenta de que no podía hacer esas cosas si estaba conmigo, pero está acostumbrado a salir y divertirse", explicaba ella en ¡Hola! entonces. "He tomado yo la decisión, pero Luismi, de una manera consciente o inconsciente, me ha empujado a tomarla. Desde el primer minuto sabía cómo iba a acabar", comentaba en la portada de la revista. "Espero no verlo en mucho tiempo", decía tras la ruptura, aunque parece que pasada la tormenta han vuelto a retomar el contacto y Ágatha no descarta dejar esa ventanita abierta a volver con él. Pese a que no lo dijo claramente, sí dejó caer que con él se divertía mucho y que echaba un poquito de menos el carácter del chatarrero. 

MADRID, SPAIN - NOVEMBER 13: Spanish designer Ágatha Ruiz de la Prada attends  'YO DONA' magazine party celebrating the most influential women in Spain during the presentation of the number 'Poder Femenino' at NH Collection Madrid Hotel on November 13, 2019 in Madrid, Spain. (Photo by Samuel de Roman/Getty Images)
MADRID, SPAIN - NOVEMBER 13: Spanish designer Ágatha Ruiz de la Prada attends 'YO DONA' magazine party celebrating the most influential women in Spain during the presentation of the number 'Poder Femenino' at NH Collection Madrid Hotel on November 13, 2019 in Madrid, Spain. (Photo by Samuel de Roman/Getty Images)

Un sonado divorcio

Antes de estos dos romances mediáticos, Ágatha Ruiz de la Prada vivió casi tres décadas junto al periodista Pedro J. Ramírez, con el que tuvo dos hijos, Cósima y Tristán. Se conocieron en los años 80 cuando él era director de Diario 16 y ella una prometedora diseñadora de moda. Vivieron treinta años felices en los que superaron malos momentos juntos y siempre apoyándose el uno al otro frente a todo. Se resistieron a casarse hasta 2016, fecha en la que decidían darse el 'sí, quiero'. Casualmente, poco después de esa boda íntima y secreta, en noviembre de ese mismo año anunciaban su separación matrimonial. Casi un año más tarde, ella concedía una entrevista en El Hormiguero y ahí, algo más recuperada tras pasarlo mal con la separación, daba algunos detalles de cómo fueron esos momentos tan difíciles para ella. 

"A los tres meses de casarnos, un día me dice: "Oye, que estoy pensando que nos debíamos de separar". Yo siempre pensé... Si tú no te casas, no te puedes separar. Si tú no te casas, no te puedes divorciar. Para divorciarte, tienes que haberte casado. Yo lo había pensado toda la vida", reflexionaba. "Yo no me quería casar, porque mis padres estaban separados. Yo siempre dije: ¡Qué horror, qué pereza!", relató y explicó que no se lo contó más que a sus hijos y a dos amigas. "A lo mejor inconscientemente, porque conscientemente te puedo asegurar que no, es que esto se tenía que acabar y entonces fue "Vamos a casarnos". Nos casamos y entonces te pueden decir: "Me quiero separar". Es que si te lo hubiera dicho antes... Como no estás casado... Me lo dijo trayéndome un desayuno a la cama una mañana. Este domingo va a hacer un año. Y lo voy a celebrar", contaba sonriendo. 

MADRID, SPAIN - JULY 04: Ágatha Ruiz de la Prada attends 'Pasarela Latinoamericana' presentation on July 04, 2019 in Madrid, Spain. (Photo by Beatriz Velasco/Getty Images)
MADRID, SPAIN - JULY 04: Ágatha Ruiz de la Prada attends 'Pasarela Latinoamericana' presentation on July 04, 2019 in Madrid, Spain. (Photo by Beatriz Velasco/Getty Images)

"Yo venía de un viaje bastante largo, 26 días. El día anterior a esto, que fue una cosa muy alucinante, hicimos un reportaje para la revista Vogue, de la familia feliz: los dos, los dos niños, los perros fueron a la peluquería... Abrazados... Me llama la de Vogue y me dice: "¿Por qué no lo hacéis en la cama?", y yo le digo: "Estás loca. No lo hacemos". Y venga a darme ideas... Pero al final estábamos abrazados el viernes a mediodía. Y esto fue el sábado por la mañana, a las 10, las 10:10 de la mañana. Yo me quedé flipada. Pero dije: "¡Ostras!". No dije nada. Desayuné. Pero creo que eso es muy normal, porque estaba bajo estado de shock", continuaba. 

"Luego me fui y comí con él. Vino a la hora de comer y comimos juntos en la cocina. Entonces fue cuando él le sacó el tema y me preguntó qué le había parecido lo que le había comentado por la mañana, es decir, el divorcio. Así fue. Ya no he vuelto a hablar con él nunca más", confesó la diseñadora que en esos meses posteriores perdió 18 kilos. El periodista rehacía su vida junto a la abogada Cruz Sánchez Lara, con quien se casó en septiembre de 2017, una vez confirmado su divorcio. Por ahora, y solo por ahora, Ágatha vuelve a ser una de las solteras de oro de nuestro país. 

Más historias que te pueden interesar:

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.