Almagro es reelegido como jefe de la OEA

CLAUDIA TORRENS
ARCHIVO - En esta foto de archivo del 18 de noviembre de 2019, el Secretario General de la OEA, Luis Almagro, se encuentra con el presidente de Paraguay, Mario Abdo Benítez, en el palacio presidencial en Asunción, Paraguay. Almagro fue reelegido para dirigir la OEA el viernes 20 de marzo de 2020. (AP Foto / Jorge Sáenz, Archivo)

NUEVA YORK (AP) — El uruguayo Luis Almagro fue reelecto el viernes como secretario general de la Organización de Estados Americanos, un organismo que bajo su dirección ha registrado divisiones entre sus miembros, sobre todo en torno a cómo resolver la crisis política y económica que afecta a Venezuela.

Almagro logró una cómoda victoria con 23 votos mientras la otra candidata al puesto, la excanciller ecuatoriana María Fernanda Espinosa, obtuvo 10.

Cada candidato necesitaba obtener al menos 18 votos de un total de 34 miembros activos de la OEA para lograr el puesto. Treinta y tres votaron el viernes porque Dominica no participó.

Almagro tendrá la tarea de intentar unir a un organismo que por años ha sido visto por algunos como más fiel a los intereses de Estados Unidos que a los de la región.

La elección ocurrió a pesar del llamado de varios países latinoamericanos a postergar la votación debido a la rápida propagación del coronavirus.

Muchos de los presentes, incluido Almagro, llevaban máscaras, guantes o ambos.

Portavoces de la OEA dijeron que la reunión fue organizada siguiendo los parámetros que dictan los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades, conocidos como CDC en Estados Unidos.

Excanciller de Uruguay bajo el gobierno de José Mujica (2010-2015), Almagro, de 56 años, asumió el puesto en 2015 por cinco años. Se espera que ahora lo mantenga hasta 2025.

“Sigo siendo el secretario general de 34 Estados miembros y esos 34 Estados miembros definitivamente deben sentirse representados con el trabajo que realizamos en defensa de los cuatro pilares de la organización”, expresó tras la votación.

Durante su época como líder de la OEA, Almagro presentó informes detallados acusando a Nicolás Maduro y a su gobierno de quebrantar la democracia y violar los derechos humanos.

Su posición hacia Venezuela generó división en la organización, que en 2019 aceptó a Gustavo Tarré, representante de la Asamblea Nacional venezolana encabezada por el líder opositor Juan Guaidó, como representante permanente.

Tras la elección, el gobierno de Maduro acusó a Estados Unidos de ejercer una “grotesca operación de chantaje y extorsión” para lograr la reelección de Almagro, al que llamó el “agente predilecto” de Washington.

Caracas dijo en un comunicado que con la permanencia de Almagro en el cargo, Estados Unidos busca mantener a la OEA como el “Ministerio de sus Colonias” para “hacer cumplir la voluntad imperialista” y “socavar las soberanías nacionales”.

Por otro lado, Guaidó afirmó el viernes en su cuenta de Twitter que la ratificación de Almagro en el cargo “demuestra que la región comprende que la lucha contra el autoritarismo es fundamental”.

“El pueblo venezolano agradece su ayuda al darle visibilidad a la grave crisis humanitaria y por su apoyo a la lucha contra dictadura de Nicolás Maduro”, agregó.

Varios países, entre ellos México, criticaron el viernes la presencia de Tarré en la sede de la OEA. La embajadora de México ante la organización, Luz Elena Baños, cuestionó a Almagro después de la votación diciéndole que “actúa como Estado miembro y no como un facilitador”.

También dijo que la credencial de Tarré “no cumple con los requisitos necesarios” para formar parte del organismo.

La cómoda elección de Almagro significa “una fuerte reafirmación del hemisferio en apoyo a la democracia”, dijo Eric Farnsworth, vicepresidente de la Americas Society and Council of the Americas, un foro de educación y debate sobre la región.

Farnsworth destacó que Almagro ha sido una figura que polariza por sus fuertes críticas a países como Venezuela o Nicaragua, pero señaló que es normal que eso genere controversia.

“Venezuela es la peor crisis humanitaria en la historia moderna de Latinoamérica”, indicó.

Espinosa, quien fue propuesta para el puesto por Antigua y Barbuda y San Vicente y las Granadinas, aseguró durante su campaña que ya era hora de que una mujer liderara la plataforma de diálogo político tras siete décadas de historia.

El secretario de Estado estadounidense, Michael Pompeo, felicitó al Secretario General.

“Bajo su liderazgo, que ahora renuevan los Estados miembros, Estados Unidos continuará trabajando con nuestros socios en la OEA para promover y defender la democracia, los derechos humanos, la seguridad y la prosperidad económica para los pueblos de las Américas”, dijo Pompeo en un comunicado.

Almagro fue propuesto por Colombia como candidato a jefe de la OEA.

___________

Los corresponsales César García, en Bogotá, y Fabiola Sánchez, en Caracas, contribuyeron en este reporte.