Alison dos Santos y el reto de ser el primer campeón mundial suramericano en los 400 m con vallas

·2  min de lectura
© Ashley Landis / AP

El brasileño, líder de la temporada de 2022, viene de ganar la octava parada de la Liga de Diamante y quiere ratificar en el Mundial de Oregon el buen momento que vive. Con apenas 22 años, el paulista va a Eugene para escribir su propia historia.

Alison Dos Santos hizo el tránsito de un tatami a la pista como quien pasa una de las 10 vallas que hay en la prueba que va a disputar en el Campeonato Mundial de Atletismo de Eugene.

El nativo de São Paulo practicó judo hasta los 16 años y a los 18 estaba disputando su primer Mundial adulto en Doha, donde quedó en la séptima posición.

Su historia en la pista ha sido tan rápida como el 46,72 que impuso en el Estadio Nacional de Tokio. Ese tiempo es el mejor de Suramérica en la historia de los 400 metros con vallas y le valió para convertirse en medallista de bronce olímpico.

En Eugene 2022 buscará ratificar su condición de líder de la temporada. Su último resultado fue la medalla de oro en la etapa número ocho de la Liga de Diamante, donde se impuso con registro de 46,81.

“Estoy muy ansioso en este Mundial, por comenzar mi prueba, la preparación fue muy buena, estoy muy preparado para esta competencia mundial, queremos estar en la pista para hacer historia rápido y salir de aquí con una conquista, con la primera medalla de Sudamérica en esa prueba, e inspirar a más personas para que conquisten sus metas también”, dice Dos Santos a France 24.

El noruego Karsten Warholm, la principal amenaza

La incógnita del estado de salud del plusmarquista mundial, el noruego Karsten Warholm, ha abierto un abanico de posibilidades para Dos Santos.

El campeón de Tokio 2020 y dueño de la mejor marca de la historia en 400 con vallas (45,94) se lesionó en junio pasado durante la cuarta parada de la Liga de Diamante en Rabat. Sin embargo, el brasileño Dos Santos no piensa en esto: hoy su meta es ratificar el buen trabajo que viene realizando.

“Esta temporada me ha dado mucha confianza, he sido muy persistente en los resultados, estoy corriendo muy rápido, haciendo las cosas como en el entrenamiento y ahora para esta competencia me siento con mucha confianza, feliz, y creo que con todo este bagaje estoy muy preparado para correr más rápido”, cuenta el deportista.

Falta un poco más de un año para abrir la clasificación olímpica hacia París y el brasileño tiene consciencia que este ciclo le obliga a trabajar mucho más rápido. En su mente ronda constantemente la posibilidad de conseguir una segunda medalla olímpica.

“Este es un ciclo muy corto, en el cual está pasando temporada tras temporada, primero estoy pensando en la de este año para después enfocarme en París, pensar en lo que tenemos ahora. Este ciclo es corto y vamos hacer que valga la pena”, explica el brasileño.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.