Niña bahameña recluida en centro de inmigrantes es reunida con su familia

Agencia EFE

Miami, 12 sep (EFE).- La menor de 12 años que huyó a EE.UU. con su madrina tras el paso del huracán Dorian por Bahamas y fue enviada a un centro de menores inmigrantes en Miami ha sido reunida este jueves con su familia, informó un diario local.

Kaytora Paul fue recogida hoy por su madre y una tía en el albergue para menores indocumentados en Miami Gardens, en el Condado de Miami-Dade, en el que permanecía desde el pasado domingo cuando fue separada de su familia a su arribo al sur de Florida, informa el diario Miami Herald.

El Departamento de Salud y Servicios Humanos (HHS) ordenó a los oficiales de Inmigración en Florida acelerar el proceso de reunificación, y precisó que "no sabía que la niña era una sobreviviente del huracán", recoge el medio.

El caso de la menor había merecido la indignación de grupos a favor de los indocumentados, entre ellos Families Belong Together, que había solicitado la "liberación inmediata" de Kaytora Paul.

Paola Luisi, portavoz de la organización, criticó el miércoles que la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP) la clasificara como "niña inmigrante viajando sola" y la enviara a un albergue.

Kaytora Paul "vino a Estados Unidos para huir del huracán Dorian con su madrina, como sus padres pidieron" y resultó en el His House Children's Home, en Miami Gardens, a cargo del HHS, agregó la activista.

Su madre, Katty Paul, que llegó este martes a Miami, había señalado al Miami Herald que su hija estaba deprimida y llorando.

Tras el huracán, que en Bahamas ha causado la muerte de al menos 50 personas y la desaparición de unas 2.500, la familia de la niña, que tiene tres hermanos más, huyó de Ábaco, donde lo perdieron todo, hacia Nassau, la capital de Bahamas.

A partir de ahí algunos de ellos siguieron su camino a Estados Unidos por separado.

Dramas como el de esta familia se repite en el sur de Florida con cientos de inmigrantes bahameños que evacuaron Gran Bahama y Ábaco, islas que fueron arrasadas por el huracán Dorian el 1 pasado de septiembre y están frustrados por las confusas políticas migratorias.

Los desplazados bahameños empezaron a llegar al sur de Florida, especialmente por mar, el pasado fin de semana.

El Departamento de Seguridad Nacional (DHS), por su parte ha aclarado que los bahameños que lleguen a los puertos de entrada deben tener pasaporte válido y la visa correspondiente.

(c) Agencia EFE