Alec Baldwin: su vida después de la tragedia en el set y la culpa de Trump por las amenazas que recibió

·4  min de lectura
Alec Baldwin sigue afrontando las consecuencias de una tragedia que todavía no fue aclarada
Alec Baldwin: su vida después del accidente en el set, la culpa de Trump por las amenazas que recibió y el apoyo de su mujer

Casi un año después del terrible accidente en el que murió la directora de fotografía Halyna Hutchins, Alec Baldwin todavía sigue repasando lo ocurrido el pasado 21 de octubre en el set de la película Rust. El actor, que ha sido víctima de amenazas y especulaciones tras provocar el disparo mortal, habló de como su esposa lo ayudó a sobrevivir y el miedo que sintió cuando las redes sociales se llenaron de personas queriendo cometer actos de violencia contra él, acciones por las que culpó al expresidente de los Estados Unidos, Donald Trump.

Durante una entrevista con CNN, Baldwin aseguró que el comentario de Trump de que “él [Baldwin] probablemente le disparó [a Halyna Hutchins] a propósito” fue en sí mismo un detonante para que “su mafia” comenzara a actuar en su contra. “Aquí estaba Trump que instruía a la gente a cometer actos de violencia y me señalaba con el dedo y decía que yo era responsable de la muerte”, expresó sobre la declaración del exmandatario, la cual incitó una movilización en el mes de enero en donde un grupo de personas aseguraban que iban a matar a la estrella.

La entrevista que le concedió al canal de noticias dura 2 horas, sin embargo hasta el momento solo salió al aire una pequeña parte. En los fragmentos que se pueden ver, Baldwin revela que el tiroteo le “ha quitado años de vida”, y añade: “Si no tuviera a mi mujer, no sé dónde estaría ahora... Si no la tuviera, probablemente habría renunciado, me habría retirado, habría vendido todo lo que tenía, habría comprado una casa en medio de la nada y habría encontrado otra cosa que hacer, como vender inmuebles”.

Baldwin también dijo que contrató a un investigador privado y que obtuvo gracias a esto el dato de que casi con toda seguridad él no sería procesado ni nadie de su equipo. Sin embargo, el actor culpa directamente a la encargada de las armas, Hannah Gutierrez-Reed, y al subdirector Dave Halls, por permitirle manejar un arma con munición real. Baldwin no sabía que el revólver estaba cargado y asegura que era su responsabilidad comprobarlo. Por otro lado, el abogado de Halls dice que Baldwin está tratando de desviar la culpa y afirmó que la estrella “está señalando con el dedo a otros porque las pruebas lo señalan a él”.

La reacción del actor tras la tragedia
La reacción del actor tras la tragedia

La tragedia que significó la muerte de la directora de fotografía en el set de Rust sigue bajo investigación . El hecho ocurrió el 21 de octubre del año pasado, cuando el revólver que sostenía Baldwin disparó una bala real que le impactó en el pecho a la mujer. Tras el hecho, multaron a la productora de la película por fallas graves de seguridad durante el rodaje.

“Si se hubiesen seguido los procedimientos normales de la industria, la muerte de Halyna Hutchins no se habría producido. Estamos ante una falla absoluta por parte de los empleadores a la hora de seguir los protocolos reconocidos a nivel nacional que garantizan la seguridad de los empleados”. Con ese dictamen y una multa, la máxima permitida por las leyes estatales, la Oficina de Salud y Seguridad en el Trabajo de Nuevo México sancionó a los productores de la película Rust, tras comprobar la violación “voluntaria y grave” de medidas de seguridad en el set en donde se produjo la tragedia.

Para las autoridades, la producción actuó con “indiferencia pura” frente a los peligros que entraña el uso de armas de fuego. “Si bien la industria cinematográfica tiene pautas claras de alcance nacional para la seguridad en el uso de armas de fuego, Rust Movie Productions no las siguió y tampoco tomó otras medidas efectivas para proteger a los trabajadores”, agregaba el informe.

“La productora ignoró los peligros asociados con las armas de fuego al no aplicar sus propios protocolos de seguridad de manera frecuente y al no garantizar que el manejo de armas potencialmente mortales demandara el tiempo y el esfuerzo necesarios para mantener a salvo al elenco y al equipo encargado del rodaje”, dictaminaron y sumaron que “los productores no hicieron preguntas ni trataron de entender qué es lo que había sucedido” cuando algunos empleados denunciaron que no se sentían seguros.

El juicio por lo acontecido ese fatídico día se realizaría a mediados de 2023 y, de acuerdo a la Oficina del Fiscal del Primer Distrito Judicial de Santa Fe (Nuevo México), la investigación aún continúa abierta y se aguarda una resolución.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR | EN VIDEO

Donald Trump ha recaudado millones desde que el FBI allanó su casa de Mar-a-Lago