Alcalde sugiere a gobierno de CDMX reapertura de restaurantes

·3  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, enero 11 (EL UNIVERSAL).- El alcalde de Benito Juárez, Santiago Taboada Cortina, sugirió la reapertura de la industria restaurantera, "porque el número de los contagios no han bajado y, por el contrario, están en riesgo más de 135 mil empleos formales sólo en esta demarcación", comentó.

Entrevistado por EL UNIVERSAL, el funcionario propuso al Gobierno capitalino replantear la reapertura de estos negocios, sobre todo en estos difíciles momentos en los que nadie sabe para cuándo bajara el número de enfermos, pero sí que cada día crece el desempleo.

Explicó que tan sólo en esta jurisdicción existen alrededor de seis mil establecimientos, entre restaurantes, cafeterías, loncherías, vinculados con la industria restaurantera.

"Todos estos locales cuentan con cerca de cinco empleados, que representan unos 132 mil empleos formales que, sin embargo, en este momento están en riesgo, además de que de cada uno de ellos dependen de tres a cuatro personas, por lo menos", detalló el alcalde.

Lo grave de la situación, precisó, es que el Gobierno debe considerar que no sólo son empleos los que están en riesgo, "sino que todos ellos son formales, con seguridad social, que podrían perder el IMSS, lo que generaría mayores gastos médicos, en caso de enfermar. Es lo que debe tenerse en cuenta", enfatizó.

Insistió que debe considerarse lo que representa y genera la industria restaurantera en el país, no sólo en la Ciudad de México, "sobre todo cuando los propietarios de estos negocios han cumplido con todo lo que han establecido las autoridades sanitarias", dijo.

"Deben tomar en cuenta (las autoridades), que los restauranteros no es de auxilio, sino de desesperación. No piden apoyos, sino que les permitan abrir. Incluso, están en la posición de acatar las medidas sanitarias que decida la autoridad, como antes lo hicieron", enfatizó.

Recordó que cuando la Ciudad de México cambio a semáforo naranja, aceptaron establecer la medida "QR", lo que permitió ubicar posibles contagios, lejos de ser lugares de contaminación, como se les señala.

Aclaró que los empresarios aceptan las medidas que se requieran, incluso incrementarlas, "pero no es posible que sigan cerrados. Todos están conscientes de los riesgos, pero nunca han pretendido por su exigencia sea para incrementar los contagios", insistió.

Taboada Cortina destacó que los restauranteros saben que estamos en la etapa más difícil, pero mantener cerrados estos negocios va hacer más complicada la situación.

"Esta crisis laboral no distingue y va desde el dueño, hasta el contador y el valet parking, pasando por meseros, cocineros, garroteros, hostes, en fin. No es sólo el restaurantero, sino las miles de familias que dependen de ese trabajo", reiteró.

Ante este panorama, el alcalde de Benito Juárez aclaró que su planteamiento es darle oportunidad a este sector de reapertura, "y que haya castigos para quienes no cumplen con las medidas, pero no a todos por igual. La mayoría acató las medidas anteriores y están en la disposición de acatar la nuevas", sostuvo.

Sin embargo, insistió que su propuesta no es para discusión, sino el buscar soluciones y aplicación de medidas en estos momentos difíciles, "porque la solución no es quitar empleos o cerrar negocios, sino replantear nuevas reglas y acatarlas", manifestó.