Alberto II de Mónaco no le paga a Charlene para que no se vaya

·1  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, mayo 11 (EL UNIVERSAL).- Esta semana trascendió que el matrimonio del príncipe Alberto II de Mónaco y la princesa consorte Charlene se mantiene unido gracias a un millonario contrato que obliga al soberano a pagarle a su esposa 12.5 millones de dólares anuales para que permanezca a su lado.

Esta información fue dada a conocer por la revista francesa "Voici" y causó tal eco mundial que volvió a poner a la pareja bajo el escrutinio público.

Sin embargo, esa afirmación fue desmentida por una persona cercana a Charlene Lynette Wittstock, su nombre secular, a Page Six, que aseguró que esa información es parcialmente falsa.

"Por supuesto que tiene un acuerdo prenupcial generoso, pero Alberto no tiene que pagarle para quedarse. Después de estar fuera durante tanto tiempo durante su enfermedad, Charlene está muy feliz de estar de regreso con Alberto y los niños", aseguró la fuente.

Charlene de Mónaco pasó por un delicado cuadro de salud debido a una intervención quirúrgica de oídos, nariz y garganta que le dejó graves secuelas y que la obligó a internarse en una exclusiva clínica en Suiza debido a una profunda depresión y problemas para comer.

"Pasan todos los fines de semana en su casa de campo. Alberto apoya totalmente a Charlene y también la está ayudando con sus organizaciones benéficas".

La princesa consorte encabeza la fundación Princesa Charlene de Mónaco que ayuda a niños de 40 países a practicar deporte como natación, además de tener varios programas educativos. Charlene Lynette Wittstock es una exnadadora olímpica que representó a su natal Sudáfrica en los Juegos Olímpicos del año 2000.

Charlene de Mónaco regresó al principado en marzo de este año tras pasar cuatro meses internada en una clínica suiza por "agotamiento emocional y físico".

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.