Agua transportada en burros, la triste realidad de la moderna Ciudad de México

En algún lugar de la moderna y cosmopolita capital de México el agua no sale de un grifo. Ni siquiera llega por una tubería. Ahí, repartidores de agua acarrean el vital líquido en bidones que cargan burros. Se trata de la colonia Tecacalanco, en Santa Cruz Acalpixca, uno de los 14 pueblos originarios de la alcaldía Xochimilco. 

Cada burro carga cuatro bidones de veinte litros diariamente en cada viaje a los domicilios donde los vecinos aún no cuentan con agua entubada. 

Desde hace alrededor de 50 años se utilizan burros para entregar agua en los pueblos de San José Obrero, conocido como San José de los Burros y en Santa Cruz Alcapixca.