El agua tibia de una antigua mina calienta las casas en el Reino Unido

·3  min de lectura

El antiguo pozo de la mina de Dawdon, en el noreste de Inglaterra, fue sustituido por dos enormes tuberías que bombean continuamente el agua caliente que desde entonces invade sus galerías y que pronto se utilizará para calentar 1.500 hogares.

"Es una fuente de energía ilimitada: el agua se infiltra permanentemente, se calienta bajo tierra a 20 grados y podemos extraer el calor de ella", explica Mark Wilkes, consejero local encargado de cambio climático.

Junto a la entrada de la mina, por donde entraban miles de trabajadores antes de que cerrara en 1991, una planta de procesamiento succiona el equivalente a una bañera llena cada dos segundos. Desde 2008, su función principal es tratar estas aguas altamente ferrosas y ácidas para evitar que contaminen las playas y el agua potable del subsuelo.

Hasta ahora, esta fuente de calor sólo se había utilizado en la propia planta, pero en 2023 se construirá en las inmediaciones un nuevo barrio de unas 1.500 viviendas que se calentará con el agua de la mina, acoplada a un sistema de bomba de calor.

"Tenemos un enorme potencial para calentar no sólo estos hogares, sino posiblemente las empresas de la zona y sus alrededores", afirma Wilkes, que se congratula de convertir una mina de la "era industrial" en una fuente de energía que forma "parte de la revolución verde".

El Reino Unido, que depende en gran medida del gas natural para la generación de electricidad, se ha visto duramente golpeado por los precios récord del combustible en Europa, que anuncian un invierno difícil para los consumidores.

Aunque la energía de la mina no será gratuita, las autoridades locales quieren que sus precios sean inferiores a los del gas.

Esto será responsabilidad del futuro concesionario aún por elegir, que financiará en parte la instalación y la explotará.

En el interior de la planta, barrida en esta mañana de otoño por los vientos fríos del Mar del Norte, reina un suave calor. El agua de la mina, recién salida del suelo, transfiere su energía al circuito de calefacción del edificio. A continuación, es tratada y vertida al mar.

- 20 grados, verano e invierno -

Pero para alcanzar la temperatura necesaria para calentar el edificio, entre 55º y 60ªC, el circuito térmico tiene que pasar por una bomba de calor, que funciona según el principio contrario al de un frigorífico, alimentado por electricidad.

Este sistema consume cuatro veces menos energía que un sistema de calefacción 100% eléctrico", explica Charlotte Adams, responsable del proyecto en la British Coal Authority (autoridad británica del carbón), que gestiona las antiguas minas del país.

Tiene todo el año un agua a 20ºC porque la temperatura en las profundidades de la tierra es constante. El pozo de la mina de Dawdon desciende hasta 400 metros y se llena de agua hasta 100 metros bajo tierra.

"No es un sistema neutro en carbono, pero es eficiente desde el punto de vista energético", añade Adams.

El Reino Unido, que quiere alcanzar la neutralidad de carbono para 2050, anunció esta semana su intención de prescindir por completo de las energías fósiles en su generación de electricidad para 2035.

Pero mientras tanto, el gobierno cree que el petróleo y el gas siguen siendo esenciales para mantener la seguridad y la estabilidad del sistema eléctrico británico.

El coste del proyecto de Dawdon ronda los 12-15 millones de libras (16-20 millones de dólares), financiados por el ejecutivo británico, el futuro concesionario y una tasa de conexión que se añadirá al coste de construcción de las viviendas.

Existen unas 30 iniciativas similares en todo el mundo, según la autoridad del carbón. Por ejemplo, el agua de una antigua mina asturiana contribuye a calentar un hospital en Mieres, en el norte de España, y existen proyectos similares en Holanda y Canadá.

En el Reino Unido, el proyecto de Dawdon es el más avanzado y la autoridad del carbón contempla reproducirlo en varios lugares más: una cuarta parte de la población del país vive cerca de una de las 23.000 minas de carbón abandonadas, muchas de las cuales están llenas de agua.

ode/acc/zm

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.