Acusaron a una senadora bonaerense de pagarle a su empleada doméstica con un contrato de la Legislatura provincial

·4  min de lectura
Victoria Donda
Santiago Filipuzzi

Lorena Petrovich es senadora provincial bonaerense por la tercera sección electoral e integra el bloque de Juntos por el Cambio. Por estas horas está envuelta en un escándalo por una acusación de Gisela Montini, quien aseguró que era su empleada doméstica y que la legisladora no le pagaba de su bolsillo, sino con fondos públicos a través de un contrato de la Cámara de Senadores bonaerense, como los que tienen los asesores de los distintos despachos. Montini ya no trabaja con Petrovich, quien niega que la mujer haya desempeñado tareas domésticas.

Kulfas cruzó a Vidal por la ayuda estatal a comercios en crisis

“La conocí por intermedio de un amigo. Empecé a trabajar con ella en noviembre de 2017. Estuve en negro hasta abril de 2018, cuando me blanqueó en el Senado”, explicó Montini a LA NACION . En un recibo de sueldo de la Cámara de Senadores bonaerense de diciembre de 2018, que la mujer envió a este diario, figura con un sueldo neto de $32.466,50. Según comentó su abogado, el salario fue aumentando y el último cobro estatal de Montini rondó los $77 mil.

La mujer que acusa a la senadora sufrió un cuadro de hernia de disco y, según su relato, en medio de ese problema fue despedida. “En enero de este año eran mis vacaciones, ella quiso hablar conmigo y yo ya estaba mal de la cintura. Le dije lo que me estaba pasando, por el trabajo que hacía en su casa. En marzo, vino a mi casa y me dijo ‘te di de baja’. Yo cuidé al nene [por el hijo de Petrovich], a la mamá [de la senadora]. No le fallé. Le limpiaba las paredes, el quincho”, indicó Montini.

En diálogo con LA NACION, Luciano Sívori, el abogado de Montini, recalcó que “la chica tenía contrato en el Senado, pero limpiaba la casa de la senadora en el country Fincas de Iraola, de Hudson”, subrayó que su defendida “nunca concurrió al Senado” y que “figuran sus entradas y salidas del country”. Agregó que la mujer trabajaba “entre ocho y diez horas por día, y se quedaba todo el día en la casa cuando la senadora tenía actividades”.

Montini le envió una carta documento a Petrovich y su abogado prevé presentar la semana próxima una demanda por defraudación al erario público, según adelantó el letrado a LA NACION. “Montini se quedó sin obra social y no puede pasar por la ART su dolencia”, añadió el abogado, que subrayó: “Cuando le comunica, con certificado médico, de su lesión en la espalda, [Petrovich] le dice que no vaya más”.

El Gobierno refuerza sus lazos con el régimen cubano y le aporta ayuda humanitaria

La senadora, con actividad política en el macrismo en los distritos de Lanús y Quilmes, niega que Montini haya sido su empleada doméstica. En su entorno subrayaron a LA NACION que “no hay una denuncia judicial, ni en el Ministerio de Trabajo” y que “la chica estaba afectada a tareas en el despacho”.

Petrovich negó en distintos medios que la mujer que la acusa haya sido su empleada doméstica. “Ha trabajado con nosotros, fue empleada de la Cámara de Senadores, arrancó a finales de 2017 inicios de 2018. Ha hecho, como todos los empleados en relación de dependencia que trabajan con nosotros, un trabajo de cadetería, como atención de un teléfono y traslado de papeles” , indicó al medio digital El Destape ayer. La senadora dejó de hacer declaraciones tras sus primeras apariciones.

“El Senado estuvo una etapa cerrado por la pandemia y Lorena tiene un escritorio de trabajo en la casa. Todo el mundo iba a la casa de ella. Montini era parte del equipo. En un momento, planteó que podía hacer más que cadetería; Lorena le dijo que la tarea era esa. La chica se enojó y, al finalizar el contrato, no se le renovó”, agregaron desde el entorno de la senadora.

El antecedente de Victoria Donda

El caso recuerda al que protagonizó la titular del Inadi, Victoria Donda, quien fue sobreseída de la acusación de su exempleada Arminda Banda Oxa, quien señaló que le había ofrecido un cargo en el instituto contra la discriminación y un plan social cuando le reclamó pasar a trabajar en blanco. La mujer le inició ahora un juicio a Donda por haberle pagado en negro durante una década.

Victoria Donda
Santiago Filipuzzi


Victoria Donda (Santiago Filipuzzi/)

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.