Acusan a la madre y su novio de matar a niño y dejar su cuerpo en la vivienda

·3  min de lectura

Los Ángeles, 27 oct (EFE).- El novio de la madre del niño de 8 años cuyos restos fueron encontrados en un apartamento de Texas donde permanecieron por casi un año fue acusado este miércoles de asesinato.

Las autoridades del condado de Harris, en Texas, detuvieron el martes en la noche a Brian Coulter, de 31 años, y Gloria Williams, madre de los chicos y 35 años, por la muerte del menor, en un caso que dejó al descubierto un suceso “nunca antes visto”, según los investigadores.

El jefe del Departamento del Alguacil del condado de Harris, Ed González, explicó que el caso salió a la luz el 24 de octubre cuando un joven de 15 años reportó al servicio de emergencia que uno de sus hermanos había muerto y sus restos permanecían desde hacía casi un año dentro del apartamento.

“Mencionó también que los parientes (la madre y su pareja) no habían estado en el apartamento desde hacía varios meses, y que él (el hermano de 15 años) había estado cuidando a sus hermanos”, explicó Gonzalez.

Cuando los alguaciles llegaron al apartamento encontraron los restos del cuerpo de un niño, que se determinó tenía 8 años.

Vivían allí otros tres menores: el adolescente de 15 años que llamó a la policía y dos niños de 7 y 10 años. Todos hijos de Williams, pero de diferente padre.

Las autoridades consideran que el niño fallecido fue asesinado a golpes en algún momento entre el 20 y el 29 de noviembre de 2020.

En la primera audiencia contra Williams y Coulter se presentó el testimonio de dos de los hijos, que relataron el terrible abuso que sufrieron y cómo fue golpeado su hermano fallecido.

Ambos niños recordaron a Coulter pateando y golpeando al niño de 8 años repetidamente hasta que dejó de moverse y tenía los ojos morados.

Según los informes revelados en la corte, Williams admitió a los agentes que vio a Coulter golpeando a su hijo ahora fallecido en noviembre del año pasado, y que trató de detenerlo. Al día siguiente, dijo, encontró ya sin vida al menor.

La mujer explicó que no notificó lo sucedido a la Policía porque Coulter le dijo que no lo hiciera y temía que el Servicio de Niños se llevaran a sus hijos y su pareja fuera arrestada.

Los restos del niño fueron encontrados a plena vista, no había nada que ocultara su cuerpo, describió González.

Coulter no compareció ante el tribunal este miércoles cuando un juez leyó sus cargos porque está siendo evaluado en una unidad de salud mental, aunque el magistrado le fijó una fianza de un millón de dólares.

Por su parte, Williams está acusada de herir a un menor y de alterar pruebas. La fianza para la mujer fue fijada en 900.000 dólares.

González describió como “muy deplorable" las condiciones en la que vivían los tres menores en una vivienda donde no había ni muebles ni sábanas, pero sí una infestación de insectos.

Los menores estaban solos en el apartamento, mientras que Williams y Coulter vivían en otro apartamento a unos 25 minutos de distancia.

González dijo que parece que Williams ocasionalmente proporcionó comida a través de algún servicio de entrega.

Los tres menores estaban visiblemente desnutridos y el de 10 años tenía una lesión grave en la mandíbula, explicó el alguacil.

La investigación preliminar indicó que Coulter pudo haber encerrado a los niños más pequeños dentro del apartamento sin permitirles salir a buscar ayuda.

Gonzales también advirtió que es posible que los niños puedan sufrir problemas mentales.

El sargento Dennis Wolfford describió en la conferencia de prensa a los niños como "niños muy dulces, muy amables, muy bien hablados… pero al mismo tiempo con esa mirada de mil metros, esa inexpresividad en los ojos”.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.