Acusan de racista a cardiólogo que criticó duramente a una paciente por no hablar inglés

Los miembros de una familia de origen hispano, que filmaron un acalorado encuentro con un cardiólogo durante una visita al consultorio, acusan al médico de comportamiento racista después que este se dedicase en la cita a criticar a la paciente por solo hablar español.

Maria Ramírez, de 67 años, acudió a la consulta en la clínica Pulse Cardiology, en San Bernardino, California, acompañada de su hija Yuset Galura y su nieta, quienes presenciaron y grabaron el polémico altercado protagonizado por el Dr. Paul Ryan, según informó el medio local de noticias KTLA5.

“Tan pronto como el médico entró en la habitación, ella le preguntó si él hablaba español, y eso fue suficiente para que él la criticara por hablar español, estar en este país y no saber su idioma”, contó Galura.

En la grabación divulgada por la familia se puede escuchar a Galura decirle en perfecto inglés al Dr. Ryan: “No tiene que hacer nada, solo dígame qué le pasa (a la madre), si está bien, si no lo está… y yo le traduciré a mi madre. No necesita decirme que ella tiene que aprender inglés para que usted pueda comunicarse con ella. Comuníquese a través de mí y yo se lo transmito”, explicaba la hija de la paciente.

La paciente y su hija protestan contra lo que califican de actitud racista del Dr. Ryan. Fuente: KTLA 5

Una solución que parece haber sido refutada por el especialista. “No es lo mismo”, se le puede escuchar diciendo.

El video de la confrontación entre Galura y Ryan se propaga por las redes y ya ha visto más de 180,000 veces en Facebook.

La familia asegura ahora estar en shock por lo sucedido en la consulta.

Felicia Simpson, la nieta de la paciente, se desahogó en una publicación en Facebook: “Una cosa es que él no quisiera que la información médica se confundiera si mi madre no se lo traducía correctamente a mi abuela, pero ese no era el caso… su único problema era que mi abuela no hablaba ‘su’ idioma”, escribió.

Un portavoz de Pulse Cardiology dijo a KTLA5 que el centro puso en marcha una investigación independiente sobre el incidente y que el doctor Ryan actualmente no está atendiendo a pacientes en ninguna de sus clínicas.

“El incidente reportado no refleja los valores de los médicos, asistentes y administradores de Pulse”, afirma la declaración. El centro médico asegura que desde sus inicios “ha atendido con orgullo a todos los pacientes, independientemente de su nacionalidad, con un personal diverso, que habla varios idiomas, incluido el español”.