Acusan a candidato a gobernador por asalto al Capitolio EEUU

·2  min de lectura
Ryan Kelley, un candidato republicano a gobernador de Michigan, habla con activistas conservadores que demanda otra investigación de la derrota de Donald Trump en las elecciones presidenciales en un mitin el 8 de febrero del 2022. (Jake May/The Flint Journal vía AP) (ASSOCIATED PRESS)

DETROIT (AP) — Ryan Kelley, uno de cinco candidatos republicanos a gobernador de Michigan y ardiente defensor del expresidente Donald Trump, fue imputado el jueves de cargos por su papel en el asalto al Capitolio federal el 6 de enero de 2021.

Kelley, de 40 años, fue arrestado en el oeste del estado y espera una audiencia en la corte en Grand Rapids, precisó la vocera del FBI Mara Schneider.

El arresto se produjo horas antes de que la comisión de la Cámara de Representantes que investiga el asalto al Capitolio inicie la esperada audiencia pública, en la que mostrará videos y audios no compartidos previamente y numerosas pruebas sobre la violencia que estalló ese día.

La campaña de Kelley no hizo comentarios de momento sobre la detención.

No estaba claro por qué las autoridades decidieron actuar contra Kelley ahora. Él ha reconocido desde el inicio que formó parte de la revuelta, aunque no ingresó al Capitolio, pero casi 18 meses después, el gobierno sigue presentando cargos.

En un documento en la corte, los investigadores federales presentaron fotos de Kelley en ese entonces, con un gorro de béisbol arengando a una turba a favor de Trump.

Kelley fue grabado en video varias veces saludando a los congregados y apuntándoles en dirección a las escaleras del Capitolio, agregó el FBI.

Usó su celular para “grabar a la muchedumbre agrediendo y empujando a policías del Capitolio” y estaba en una turba que subió las escaleras a una entrada del Capitolio tras forzar a la policía a retroceder, dice el documento.

Kelley, un agente de bienes raíces que vive en Allendale Township, está acusado de alteración del orden público, dañar propiedad pública y entrar a un espacio restringido sin permiso, de acuerdo con la querella.

Él es una de más de 800 personas que enfrentan cargos penales en conexión con la violencia del 6 de enero. Más de 300 personas se han declarado culpables, mayormente de delitos menores. Algunos han sido sentenciados a penas cortas tras las rejas y otros a arresto domiciliario o libertad condicional.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.