Acusados de la explosión son pareja, detalla fiscalía

·1  min de lectura

SALAMANCA, Gto., septiembre 25 (EL UNIVERSAL).- Eduardo "N" y Georgina "N", acusados por la Fiscalía General del Estado de Guanajuato como responsables de la explosión de una bomba en Salamanca, son pareja; padre y madre de dos niños, y propietarios de dos centros botaneros en el municipio de Valle de Santiago, donde tienen su domicilio.

Además, Eduardo y Georgina tienen parentesco con políticos en cargos públicos, pues Eduardo es hijo del exdiputado local Baldomero Ramírez Escamilla; también es militante perredista y hermano del exregidor del ayuntamiento de Valle de Santiago, Romeo Ramírez Flores.

Este viernes, el matrimonio fue presentado ante un juez para la audiencia de formulación de imputación en la causa penal 1P2721- 352 por los homicidios de Mauricio Salvador Romero, dueño del restaurante Barra 1604; del gerente Mario Alberto Hernández, y del homicidio en grado de tentativa de cinco personas, a causa de la detonación de un explosivo, en el exterior del establecimiento.

La jueza de Control postergó la audiencia por 24 horas, ante la decisión de la pareja de nombrar un abogado particular.

Denuncian tortura

Frente a la juzgadora de Control, Eduardo "N" y Georgina "N" denunciaron haber recibido golpes, amenazas e intimidación por parte de policías ministeriales para que contestaran sus preguntas, incluso, mostraron tener lesiones a causa de la violencia, por lo que en concordancia con su defensora, pidieron que la audiencia fuera de forma privada.

La jueza ordenó al Ministerio Público iniciar una carpeta de investigación por la violencia denunciada y realizar los exámenes médicos pertinentes.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.