Acusado de agresión sexual, la reina le quitó al príncipe Andrés sus honores militares y patronatos reales

·3  min de lectura
El príncipe Andrés de Inglaterra hace declaraciones durante una entrevista televisiva en la Capilla Real de Todos los Santos en Windsor, Inglaterra. (Steve Parsons/Foto compartida vía AP, archivo)
El príncipe Andrés de Inglaterra hace declaraciones durante una entrevista televisiva en la Capilla Real de Todos los Santos en Windsor, Inglaterra. (Steve Parsons/Foto compartida vía AP, archivo)

LONDRES.- El príncipe Andrés, hijo de Isabel II, que se enfrenta a una causa judicial en Estados Unidos por agresión sexual, perdió a manos de la reina sus cargos honoríficos a la cabeza de regimientos militares y asociaciones benéficas, informó el jueves el Palacio de Buckingham.

”El duque de York seguirá sin desempeñar ninguna función pública y se defenderá en este caso en calidad de ciudadano privado”, precisó el palacio en un breve comunicado.

La reina le quitó a su segundo hijo esos cargos después de que un juez de Estados Unidos diera luz verde para que el príncipe enfrente una demanda civil por agresión sexual.

El comunicado de Buckingham señala que “con la aprobación y el acuerdo de la reina, las afiliaciones militares y los patronatos reales del Duque de York han sido devueltos a la reina”.

La dramática decisión de la monarca, de 95 años, se produjo horas después de que más de 150 veteranos militares le escribieron para pedirle que despojara a Andrés de sus funciones militares honorarios en medio de lo que describieron como su “malestar e ira”.

Escribiéndole en su calidad de jefa de estado y comandante en jefe del ejército, la marina y la fuerza aérea, la carta abierta de exmiembros de cada uno de los servicios decía que era “insostenible” que el duque de York retuviera su posición.

Virginia Giuffre, entonces llamada Roberts, fotografiada con el príncipe Andrés en Londres en 2001.
Virginia Giuffre, entonces llamada Roberts, fotografiada con el príncipe Andrés en Londres en 2001.


Virginia Giuffre, entonces llamada Roberts, fotografiada con el príncipe Andrés en Londres en 2001.

“Si se tratara de cualquier otro oficial militar de alto rango, es inconcebible que todavía estuviera en el cargo”, dicen en una carta enviada el día después de que un juez de Manhattan rechazara los esfuerzos del príncipe Andrés para desestimar la demanda por agresión sexual de Virginia Giuffre en su contra. El duque niega las acusaciones en su contra.

El palacio había dicho anteriormente que los nombramientos militares del duque estaban en suspenso después de que renunció a sus funciones públicas en 2019. Pero aún conserva los roles, dejando en suspenso ocho regimientos británicos, incluida la Guardia de Granaderos, donde ocupó el título de coronel.

Sus otros títulos militares honorarios británicos son: comodoro aéreo honorario de la RAF Lossiemouth; coronel en jefe del Regimiento Real Irlandés; coronel en jefe del Cuerpo Escolar de Armas Pequeñas; comodoro en jefe del Fleet Air Arm; coronel real de los Royal Highland Fusiliers; subcoronel en jefe de los Royal Lancers (Queen Elizabeths’ Own) y coronel real del Regimiento Real de Escocia.

Los veteranos agregaron en su carta: “Los oficiales de las fuerzas armadas británicas deben adherirse a los más altos estándares de probidad, honestidad y conducta honorable.

“Estos son estándares que el príncipe Andrés no ha cumplido. Es difícil no ver, cuando los oficiales superiores lo describen como ‘tóxico’, que ha desacreditado los servicios con los que está asociado.

La reina Isabel II y su hijo Andrés, cuando el príncipe todavía hacía apariciones públicas
Archivo


La reina Isabel II y su hijo Andrés, cuando el príncipe todavía hacía apariciones públicas (Archivo/)

“Por lo tanto, le pedimos que tome medidas inmediatas para despojar al príncipe Andrés de todos sus rangos y títulos militares y, si es necesario, que sea dado de baja de manera deshonrosa”.

La carta concluye con una solicitud directa y personal a la reina, de quien se ha informado durante mucho tiempo que considera a Andrés como su hijo “preferido”. “Entendemos que es su hijo, pero le escribimos en su calidad de jefe de estado y comandante en jefe del ejército, la marina y la fuerza aérea. Estos pasos podrían haberse tomado en cualquier momento en los últimos 11 años. Por favor, que esto no siga más”.

Agencias AFP y DPA

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.