Activistas piden freno a feminicidios y violencia en Chiapas

TUXTLA GUTIÉRREZ, Chis., noviembre 24 (EL UNIVERSAL).- Vestidas de negro, en señal de luto por las 39 víctimas de feminicidio en el curso de este año, activistas nombraron a las víctimas y realizaron un video para exigir que se detenga la violencia contra las mujeres en Chiapas. El escenario fueron las escalinatas del parque Bicentenario, proclamado como "de nosotras", en la zona poniente de Tuxtla Gutiérrez. Allí se pronunciaron los nombres de Estefanía, Lupita, Victoria, Ivonne Reyna, Argelia, Alison, Estefany, Laura Isabel, Angélica, Valeria y otras.

Dijeron que las mujeres fueron víctimas de feminicidio de enero a la fecha de este año en Chiapas. Para destacar esos hechos violentos, las participantes exhibieron y colocaron sobre sus rostros calcas y paletas de cartón con los nombres, fechas y lugares de los feminicidios. A unas horas de conmemorarse el Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer, las organizaciones feministas denunciaron que la ola de feminicidios en Chiapas se disparó durante los meses de septiembre y octubre de 2022, al registrarse seis feminicidios al mes.

La filmación se realizó con exclamaciones y exigencias de justicia y garantías de seguridad para las mujeres: "Nos queremos vivas todas, libres todas y sin miedo", “Somos la voz de las que ya no están", "Ni una menos". Adriana Guillen Hernández, activista y regidora del Ayuntamiento de Tuxtla Gutiérrez, en el pronunciamiento resaltó que de enero a la fecha, la Fiscalía de Feminicidios de Chiapas contabiliza 39 feminicidios en la entidad. Enfatizó que la violencia es resultado de las desigualdades que enfrentan muchas mujeres en Chiapas, en la mayoría de los casos, sumado al nulo respeto hacia la vida y a los derechos de ellas. Guillén Hernández pidió a la Fiscalía General del Estado que resuelva los feminicidios en particular el de Estefanía "N", una estudiante de enfermería de 22 años hallada muerta el 30 de octubre en una colonia de Tuxtla Gutiérrez, después de seis desaparecida.

La activista Tere Campos, integrante de la Colectiva Brujas Violetas, dijo que así mostraban "los dolorosos momentos" por la violencia contra las mujeres en el país y Chiapas, donde "hemos tenido un día y al otro día desapariciones de mujeres que luego aparecen muertas". Enriqueta Burelo Melgar expuso que se requieren más y mejores políticas públicas que detengan la violencia feminicida. En esa lucha, los ayuntamientos deberían además establecer un compromiso e integrarse a las instituciones encargadas para que las mujeres vivan en un ambiente libre de violencia, remarcó la activista. Pilar Zenteno Maza, de la Colectiva 50 + 1 Juvenil, explicó que la grabación de un video con los nombres de las víctimas es un llamado a la sensibilización de la sociedad y el gobierno sobre ese flagelo.