Activista que rescató a elefante se siente amenazado

·2  min de lectura

CULIACÁN, Sin., abril 9 (EL UNIVERSAL).- El activista Arturo Islas Allende, quien logró rescatar al elefante asiático Big Boy, con su compra a una familia del circo Rolex, dijo que se siente amenazado por los conflictos que han surgido con algunos miembros de los antiguos dueños del animal que está en cuarentena en el Zoológico de Culiacán.

Paola Rolex, quien trabajó por un tiempo con el enorme paquidermo a través de redes sociales, negó que este estuvo encadenado en un predio en el estado de Jalisco, de donde fue trasladado y criticó que lo hayan colocado en un espacio, con un área electrificada en la que puede morir electrificado.

Islas Allende expuso que con apoyo del empresario de la gastronomía Jorge Cuevas "Mr Cuevas", emprendieron su rescate, previa compra con sus dueños del circo Rolex, los cuales por espacio de seis años, lo tuvieron amarrado, por no contar con infraestructura de contención, como se aprecia en los videos que se divulgaron.

Ante las críticas y cuestionamientos que se vierten en las redes sociales por sus peticiones de apoyo para alimentar al enorme paquidermo y construir un santuario de 25 mil metros cuadrados, en la salida norte de Culiacán, el activista dijo que le llama la atención que durante seis años nadie alzó la voz para defender a Big Boy por su estado.

Comentó que el enorme elefante asiático, con un peso de más de cuatro toneladas y una estatura de 3.5 metros, el cual se convirtió en un gran atractivo del Zoológico de Culiacán, requiere de grandes volúmenes de alimentos.

Arturo Islas reveló que hasta el momento se llevan recaudados 323 mil pesos para el acondicionamiento del santuario, donde será enviado sin ningún tipo de contacto con los humanos, puesto que el animal por espacio de cuarenta años, estuvo en un circo.

Hizo ver que su proyecto es realizar un documental sobre la vida de este enorme animal, el cual desde muy pequeño fue sacado de su hábitat para trabajar en funciones de circo, hasta el 2015 que entró en vigor una ley que prohíbe el uso de animales en este tipo de espectáculos, sin evaluar previamente su destino.

Sobre los conflictos que han surgido con algunos miembros de la familia Rolex, en los que ha recibido amenazas, indicó que presentará una denuncia de hechos, documentada con videos, sobre cómo se dio la operación de compra y las condiciones en que se encontró a Big Boy.