Acreedores deploran "falta de compromiso" de Argentina para canje de deuda

1 / 3

Vista de la plaza Mayo y la Casa Rosada, el 22 de mayo de 2020 en Buenos Aires

Vista de la plaza Mayo y la Casa Rosada, el 22 de mayo de 2020 en Buenos Aires (AFP | JUAN MABROMATA)

Dos de los tres grupos de acreedores que negocian la reestructuración de 66.000 millones de dólares de deuda argentina deploraron este martes la "falta de un compromiso serio" por parte de las autoridades de este país "que evite las consecuencias de un default prolongado".

"Los grupos Ad Hoc y Exchange quieren dejar en claro que desde el 17 de junio no ha habido ningún avance significativo con las autoridades argentinas", señalaron en un comunicado estas dos agrupaciones que representan a tenedores de bonos por unos 21.000 millones de dólares.

El Grupo Ad Hoc había calificado unas semanas atrás como un "fracaso" las negociaciones y advirtió que evaluaba reclamar su pago ante los tribunales de Nueva York.

Argentina se fijó plazo hasta el 24 de julio para presentar una nueva propuesta de canje de deuda, luego de que su oferta inicial fuese rechazada por la gran mayoría de los acreedores el pasado 8 de mayo, y no llegara a un arreglo en los plazos subsiguientes fijados por el gobierno.

En el medio de las negociaciones, Argentina cayó en default el 22 e mayo, al incumplir el pago de 500 millones de dólares en intereses de tres bonos sujetos al canje.

Esta semana vencen intereses de otros bonos por unos 600 millones de dólares, aunque tienen un periodo de gracia de un mes más antes de quedar en default.

"La falta de un compromiso serio de parte de las autoridades argentinas es muy preocupante, pues el tiempo apremia y las partes deberían dedicarse a evitar las devastadoras consecuencias legales y económicas de un default prolongado", sostuvieron los dos grupos de acreedores en los que figura el poderoso fondo de inversión Blackrock.

A la vez, reiteraron su disposición para lograr un "acuerdo de consenso que sea sostenible tanto para Argentina como para los acreedores".

Los bonos que Argentina se propone canjear son aquellos emitidos bajo legislación extranjera, que son susceptibles de demandas judiciales en el exterior. Esta negociación incluye títulos de 2005 y 2010, producto de una anterior reestructuración, y otros colocados a partir de 2016.

- Cláusulas legales -

En sus negociaciones, Argentina ha recibido el respaldo del Fondo Monetario Internacional que destaca la necesidad de alcanzar un acuerdo sustentable para este país.

Argentina se encuentra en recesión desde 2018 y el FMI prevé este año una aguda contracción económica, de 9,9% del Producto Interno Bruto, por el impacto de la pandemia de la covid-19.

Según el ministro de Economía, Martín Guzmán, la diferencia más fuerte con los acreedores en este momento tiene que ver con un pedido de parte del grupo Ad Hoc de retirar las cláusulas de acción colectiva de los bonos emitidos más recientemente para equipararlas con las de los títulos de una anterior reestructuración hecha entre 2005 y 2010.

Las cláusulas de acción colectiva establecen el porcentaje de bonistas que deben estar de acuerdo para una reestructuración de deuda. En el caso de los títulos de 2005 y 2010 se eleva a 75%, pero en los emitidos a partir de 2016 es de 60% a 65%.

Argentina tomó esa precaución después de que perdió en 2014 en los tribunales de Nueva York una demanda de fondos especulativos a los que finalmente tuvo que cancelar más de 9.000 millones de dólares.