"No vamos a acelerar a costa de la seguridad"

·1  min de lectura

Laura Arana

CIUDAD DE MÉXICO, mayo 1 (EL UNIVERSAL).- "No vamos a acelerar nada a costa de la seguridad, el control de calidad. Vamos a llevarnos el tiempo que necesitemos, pero también entendemos el sufrimiento de la gente, de lo que estamos pasando por el tráfico, por el tiempo que les lleva salir", aseguró el secretario de Obras y Servicios de la Ciudad de México, Jesús Esteva Medina, sobre la L12.

En entrevista con EL UNIVERSAL, afirmó que no hay presiones para cumplir el compromiso del presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, y la jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum, de reabrir en diciembre de este año la Línea Dorada; sin embargo, apuntó, se tienen que fijar metas para no extender el tiempo.

"El Gobierno está llevando el tiempo necesario, con la planeación, programación, el estudio y con los controles de calidad estrictos para no acelerar nada, pero sí el número de frentes simultáneos que se requieran", subrayó.

"El Presidente siempre nos ha dicho [que] ante todo la seguridad, y acá, más allá de una cuestión política, es una cuestión técnica y social. Queremos poner en servicio lo antes posible [la línea] para que la gente no sufra lo que está pasando", dijo.

Esteva Medina está encargado de coordinar los trabajos de reforzamiento del tramo elevado metálico, y todos los días recibe un informe sobre los avances a las 20:00 horas.

Indicó que la rehabilitación genera nuevos procedimientos y la aplicación de tecnología de punta: "Siempre de la tragedia y de los malos momentos hay que aprender. [Eso] va a terminar reflejándose en nuevas prácticas, en subir los niveles de seguridad de las obras".

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.