Académicos alertan sobre contaminación de mantos acuíferos y cenotes

·2  min de lectura

MÉRIDA, Yuc., marzo 24 (EL UNIVERSAL).- Académicos y activistas yucatecos alertaron sobre la contaminación de los mantos acuíferos de la Península y de los cenotes que se encuentran en zonas urbanas.

Sobre este tema, el Consejo Maya del Poniente de Yucatán, Chikin asegura que es urgente la aprobación de una Nueva Ley General de aguas se detenga la contaminación de ese elemento.

El representante de la citada agrupación, Alberto Rodríguez, recalcó que el agua en la Península de Yucatán está en riesgo, ya que la región está posicionada con uno de los sistemas más contaminados a nivel nacional por su vulnerabilidad natural, mientras que la actual Ley Nacional de aguas no contiene ningún concepto o trato especial pertinente a los acuíferos kársticos, como el de la Península de Yucatán, que es una planicie compuesta de depósitos marinos y que cubre el 7 por ciento del territorio nacional.

Explicó que por su cercanía al suelo, el acuífero de la Península es altamente vulnerable a la contaminación y al tener el suelo poco espesor no existe sustrato para filtrar o retener infiltración de contaminantes.

Además, manifestó, el agua contaminada corre hacia las partes bajas en pendiente llevando hacia el mar residuos industriales, porcícolas, de plantas desalinizadoras y pozos de absorción de agua además de lixiviados por desechos sólidos.

Asimismo, la Unidad de Ciencias del Agua del Centro de Investigación Científica de Yucatán (CICY) hizo un llamado a la ciudadanía para informarse y actuar para cuidar el agua de la Península de Yucatán, ya que el reto radica en la corresponsabilidad de los ciudadanos y autoridades.

Ante ello, Pedro Iván González Chi, director general del CICY, comentó que el Día Mundial del Agua "es una efeméride que tiene como objetivo que las instituciones y actores de distintos ámbitos promovamos acciones que busquen concientizar a las y los ciudadanos acerca de la crisis global del agua".

Entre otras cosas se mencionó además de Yucatán, la Unidad de Ciencias del Agua del Centro de Investigación Científica de Yucatán (CICY) y la Dirección General de Ecología del Ayuntamiento de Cancún, realizan importantes trabajos de investigación sobre los cenotes con el objetivo de identificar las oportunidades para mejorar las condiciones ambientales de los cenotes urbanos.

Investigaciones del CICY revelan que los cenotes son ecosistemas importantes que deben protegerse, ya que forman parte del agua subterránea, son fuentes de abastecimiento de agua, se usan como pozos, como sitios recreativos, además de ser ecosistemas de muy alta biodiversidad, y su principal problema es la contaminación por residuos sólidos, líquidos y aguas residuales, así como la actividad turística no regulada.

Recientemente se publicó en EL UNIVERSAL, información acerca de espeleobuzos que anunciaron el retiro de viejos medidores de luz que se encontraban acumulados en el fondo de un cenote en el municipio de Chocholá, situación que evidenció el descuido en el que se encuentran la mayoría de esos sitios.