Abusiva y desorbitada, sanción a Salgado y Morón: Monreal

·2  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, abril 28 (EL UNIVERSAL).- El presidente de la Junta de Coordinación Política del Senado, Ricardo Monreal Ávila, afirmó que inevitablemente, después de los comicios del 6 de junio se impulsará una reforma político electoral para adecuar la ley a los tiempos actuales y evitar arbitrariedades de la autoridad electoral.

Tras acusar al Instituto Nacional Electoral (INE) y al Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) de cometer un abuso al cancelar las candidaturas de Morena a las gubernaturas de Guerrero y Michoacán, anunció que esa reforma incluirá un replanteamiento y rediseño de los órganos electorales.

Monreal calificó la sanción impuesta a Félix Salgado y Raúl Morón de excesiva, injusta, desmedida, desproporcionada, arbitraria y desorbitada. Acusó a los magistrados del TEPJF de "sepultar" su propio criterio, establecido en casos similares, en los que se restituyeron las candidaturas al ponderar la gravedad de las faltas, por lo que urgió a regular el sistema sancionador.

Además, advirtió que en todo caso, la sanción debería ser para el partido político que no reportó el gasto de precampaña y no para el candidato, que obedece las normas partidistas.

El senador zacatecano denunció que con la cancelación del registro por no reportar gastos por una cantidad de dinero no relevante el INE y el TEPJF volaron el derecho humano de dos ciudadanos a ser votados.

Al participar en el panel "Garantías Judiciales de los Tribunales Electorales Estatales" , a invitación de la Asociación de Magistradas y Magistrados Electorales Locales, para abordar las necesidades en la impartición de justicia comicial, el líder de los senadores de Morena criticó también al INE y por modificar la norma en materia de asignación de diputaciones plurinominales en pleno proceso electoral, lo que calificó como una "grave intromisión" del árbitro en los asuntos legislativos.

Ricardo Monreal puntualizó que la reforma político electoral tendrá que incluir la racionalidad en el gasto público de partidos políticos y órganos electorales, que para este proceso electoral ascendió a 40 mil millones de pesos, más que el presupuesto destinado a la compra de vacunas anticovid.