Abuelita se retracta tras denunciar violencia familiar en vacunación

·2  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, abril 6 (EL UNIVERSAL).- La abuelita que el pasado fin de semana denunció que era maltratada por su hija y su yerno, tras ser vacunada contra el Covid-19 en Iztapalapa, se retractó de sus dichos por lo que los imputados fueron liberados, aún así, la Fiscalía capitalina continúa con la investigación para deslindar responsabilidades y aclarar el hecho.

Según el expediente del caso, la mujer de 85 años declaró que originalmente vive en el municipio de Naucalpan, Estado de México, pero a consecuencia de una caída que tuvo en enero de 2020, su hija se la llevó a vivir con ella y su familia a la colonia Lomas de Estancia, en Iztapalapa, donde, de acuerdo con la abuelita, la tratan bien y le dan de comer, así como sus medicamentos; sin embargo, no la dejan salir a la calle como estaba acostumbrada.

Como parte de las diligencias para esclarecer este hecho, el representante social dio intervención a elementos de la Policía de Investigación (PDI) para indagar el modus vivendi y obtener grabaciones de las cámaras de videovigilancia públicas y privadas que se encuentren en inmediaciones del domicilio referido, donde de momento, no han encontrado indicios de maltrato.

De igual manera se dio a conocer que la abuelita no autorizó los exámenes médicos de la FGJ-CDMX, pero dejó en claro "no tener lesiones corporales ni ser víctima de maltrato", por lo que fue su deseo no continuar la denuncia.

Sin embargo, pidió no regresar a ese domicilio, por lo que quedó bajo el cuidado de otra de sus hijas. En tanto, las personas que estaban detenidas por este hecho se les decretó la libertad.

No obstante, la carpeta iniciada por el delito de violencia familiar, fue remitida a Fiscalía de lo Familiar del Adulto Mayor, a fin de continuar las investigaciones.