¿Qué es el absceso y la fístula anal?

·2  min de lectura
¿Qué es el absceso y la fístula anal?
¿Qué es el absceso y la fístula anal?


Un absceso es una colección de pus, estos pueden formarse en el ano o el recto. Los abscesos pueden formar fístulas, que son túneles que conectan el interior del ano con la piel que está alrededor del ano.

La mitad de los pacientes que tienen un absceso forman una fístula, aunque también pueden ocurrir fístulas sin abscesos.

Cerca del ano existen unas estructuras llamadas glándulas, son parte normal de esta zona y si se llegan a tapar se pueden infectar y formar abscesos. Pueden taparse con bacterias o heces. Algunas condiciones como el cáncer, las lastimaduras o la enfermedad de Crohn aumentan el riesgo de infecciones o fístulas.

Absceso anal

Los pacientes con absceso anal tienen dolor, enrojecimiento e hinchazón en el ano o cerca del ano. Si la infección es grave también pueden sentir fatiga, fiebre o escalofríos. Las fístulas causan molestias similares, además de la salida de líquido de un orificio cercano al ano.

El proctólogo es el especialista que trata estas afecciones y puede hacer el diagnóstico en el consultorio. En ocasiones es necesario realizar estudios como una tomografía o una resonancia magnética, para evaluar abscesos muy profundos o identificar el trayecto de la fístula.

Tratamiento de absceso anal

El tratamiento del absceso requiere de drenaje, se hace un corte en la piel que cubre el absceso, lo que permite que el líquido infectado salga. Este procedimiento puede realizarse con anestesia local en el consultorio o en el quirófano con anestesia más profunda.

Tratamiento de la fístula anal

El tratamiento de la fístula casi siempre requiere cirugía. Durante este procedimiento se abre el túnel de la fístula y en ocasiones hay que cortar algunas fibras del músculo del ano. Algunos pacientes con enfermedades complejas requieren de varias cirugías.

A pesar de un tratamiento adecuado los abscesos y las fístulas en el ano pueden volver a ocurrir. Por eso deben ser tratadas por un proctólogo, quien conoce la anatomía de esta región y el tratamiento más adecuado para cada tipo de absceso o fístula.

Si usted sospecha que puede tener alguna de estas enfermedades acuda con su médico para un tratamiento oportuno para evitar complicaciones.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.