A este Real Madrid no le llega en Europa

Raúl Rioja
·2  min de lectura

Lo peor del empate del Real Madrid ante el Gladbach no es el resultado, que obviamente pudo ser peor viendo como fue el partido. Fue esa sensación de que al equipo no le da, ahora mismo, para competir en Europa. No al menos al más alto nivel. Que cualquiera es capaz de meterle mano a poco que salga poco concentrado como el día del Shakhtar o no tenga suerte ante la portería contraria como en la primera parte del Borussia Park.

Llegar del subidón del Camp Nou para coquetear con la derrota ante un equipo menor como este Borussia Monchengladbach no deja de ser, no nos engañemos, un duro golpe. Daba la sensación de que lo sucedido ante Shakhtar y Cádiz había sido cuestión de relajación, que cuando estos jugadores estaban enchufados se podía competir con cualquiera. Y se puede, con ciertos matices, pero también es posible perder ante conjuntos que aspiran, como máximo, a hacer un buen papel en la fase de grupos. Esa es la triste realidad de este Real Madrid.

Los jugadores del Real Madrid se lamentan tras un gol del Borussia Monchengladbach. (Foto: Hommes/DeFodi Images via Getty Images)
Los jugadores del Real Madrid se lamentan tras un gol del Borussia Monchengladbach. (Foto: Hommes/DeFodi Images via Getty Images)

Salió Zidane con el mismo equipo que ante el Barça, lo que sonaba a garantía absoluta. Nada de relajaciones, el partido era como una final. Pero es que no le llega ahora mismo a los blancos, su mejor jugador es un central y su delantero juega como los ángeles pero no es de meter muchos goles y eso es un handicap difícil de superar en Europa, más aún cuando a ello le sumas desastres individuales como el de Varane (otra vez, preocupante).

Entonces... ¿y ahora qué? Pues esto es lo que hay. No hay un Mbappé, un Haaland, un Lewandowski, un Cristiano o un Messi. Un jugador que marque de verdad las diferencias. A Vinícius cada vez está más claro que no le llega, esa efervescencia se transforma en nada en demasiadas ocasiones. Toca, por lo tanto, confiar en que Hazard vuelva a ser el de hace dos años. Mucha esperanza es, pero no hay más. Reconquistar Europa suena a utopía para este Real Madrid.

También te puede interesar: