Después de 8 días, mixes levantan bloqueo en el Istmo

·3  min de lectura

JUCHITÁN, Oax., febrero 16 (EL UNIVERSAL).- Después de ocho días de que habitantes de San Juan Mazatlán, perteneciente al Bajo Mixe, instalaron un bloqueo en la carretera Transístmica a la altura del poblado Boca del Monte, este martes comenzaron a retirarse al llegar a un acuerdo con la Secretaría General de Gobierno (Segego) sobre la entrega de recursos federales, una de sus principales exigencias.

Además, a los manifestantes entregaron a Jorge Toledo Toledo, funcionario de esa dependencia, quien se ha ocupado de atender dicho conflicto en ocasiones pasadas, y que estuvo retenido en el bloqueo durante siete días como medida de presión.

La Segego confirmó a través de sus redes sociales que el levantamiento de este bloqueo se logró con la voluntad de las partes para alcanzar acuerdos en San Juan Mazatlán, y de esta manera liberar el tramo de la carretera federal 185 que impedía el paso hacia el estado de Veracruz y la región Cuenca del Papaloapan del estado.

"Continuaremos privilegiando el diálogo con la misión de solucionar de manera pacífica los conflictos sociales en la entidad. Asimismo, el trabajador Jorge Toledo Toledo se encuentra bien y ya fue liberado por los manifestantes.", anunció la dependencia de gobierno.

Por su parte, el presidente comunal de San Juan Mazatlán, Angel Marín Bonifacio, informó que se llegó a un acuerdo con el gobierno estatal y municipal en la entrega del recurso económico correspondiente al ejercicio fiscal 2020, pero que aún falta lo que corresponde al ejercicio fiscal 2021.

Este lunes, el secretario general del Gobierno de Oaxaca, Francisco García López, adelantó que el edil podría entregar una parte de los 5.7 millones de pesos que reclaman las agencias para sus obras, dinero proveniente de recursos federales y una de sus principales exigencias.

Ahora, para seguir con las negociaciones, informó que se acordó una reunión a las 14:30 horas en las instalaciones de la Coordinación Estatal de Planeación para el Desarrollo de Oaxaca (Coplade) en el municipio de Matías Romero.

El pasado 9 de febrero, los habitantes de San Juan Mazatlán instalaron un bloqueo en el tramo carretero Boca del Monte - Palomares, con el fin de presionar al gobierno del estado el desconocimiento del alcalde Macario Eleuterio Jiménez, quien por tercera ocasión lograba la reelección por el Sistema Normativo Interno (Usos y Costumbre), además de reclamar la entrega de participaciones que les correspondía a las agencias municipales de los años 2020 y 2021. Sobre el edil pesan acusaciones de uso incorrecto de recursos públicos y corrupción.

Al respecto, la Segego informó que sus solicitudes sólo podrían atenderse directamente con el Congreso de Oaxaca y con las instancias electorales, y destacó que los habitantes tienen legítimo derecho a solicitar la asignación de recursos públicos municipales, pero dentro del marco de la ley, "sin afectar el desarrollo del estado, la economía de la región y salvaguardar a la población, ante estos tiempos de pandemia por Covid-19".

Desde ese día, funcionarios estatales fueron enviados al bloqueo para establecer negociaciones con los habitantes de San Juan Mazatlán, entre ellos Jorge Toledo Toledo de Segego, quien fue retenido hasta hoy, y violentado en sus derechos humanos al pedir dinero a los automovilistas y darle el paso libre, incluso por atarlo a una camioneta.

Aunque inicialmente la Segego negó que su funcionario estaba retenido y aseguró que se mantenía por su propia voluntad, tras darse a conocer que los manifestantes lo obligaron a pedir cooperación entre los automovilistas en el bloqueo la dependencia condenó los hechos y aseguró que se presentó la queja correspondiente ante la Defensoría de los Derechos Humanos del Pueblo de Oaxaca (DDHHPO).