7 multimillonarios que crecieron pobres

La recurrente antinomia “de mendigo a príncipe” podría ser un cliché; pero algunas veces está basado en la realidad de multimillonarios famosos. Aquí tienes 7 de ellos:

#1. Guy Laliberté
Nacido en Canadá, Guy tocaba acordeón, caminaba en zancos y tragaba fuego. Hoy es el CEO de Cirque de Soleil.
Capital neto: US$ 1,19 mil millones

#2. Howard Schultz
Creció en un complejo de viviendas para pobres. Terminó haciéndose cargo de una cafetería que en aquel momento tenía solo 60 tiendas. En 1987 se convirtió en el CEO de Starbucks.
Capital neto: US$ 2,9 mil millones

#3. Do Won Chang
Se mudó de Corea a EE.UU. en 1981, donde trabajó de conserje, en una gasolinera y en una cafetería. Abrió junto a su esposa su primera tienda en 1984. Hoy es dueño del imperio Forever 21.
Capital neto: US$ 3,1 mil millones

#4. John Paul DeJoria
Antes de los 10 años, vendía tarjetas de Navidad y periódicos para ayudar a mantener a su familia. Hoy es el hombre detrás de un emporio de productos para el cabello y de Patrón, el tequila más vendido del mundo.
Capital neto: US$ 3,4 mil millones

#5. Ralph Lauren
Mientras trabajaba como oficinista en Brooks Brothers se cuestionó si los hombres estaban listos para usar corbatas llamativas y de corte ancho. Cuando hizo realidad su sueño, en 1967, vendió US$ 500,000.
Capital neto: US$ 6,3 mil millones

#6. Jan Koum
Nacido en Kiev, Ucrania, a los 16 viajó a California, donde se instaló en un apartamento de bajos recursos y sobrevivió barriendo pisos en una tienda local. En el 2009 cofundó el servicio de mensajería móvil más grande del mundo: WhatsApp.
Capital neto: US$ 9,2 mil millones

#7. Leonardo Del Vecchio
Fue enviado a un orfanato porque su madre viuda no podía cuidarlo. Trabajó en una fábrica haciendo moldes y monturas de anteojos. A los 23, abrió su propia tienda que se expandió hasta convertirse en el mayor fabricante mundial de gafas de sol y espejuelos con marcas como Ray-Ban y Oakley.
Capital neto: US$ 22,9 mil millones