Al menos 22 muertos, la mayoría chinos, en el incendio de una fábrica de baterías en Corea del Sur

Entre los 22 fallecidos en el incendio en una planta de baterías de litio en Corea del Sur, 18 eran chinos, informaron el lunes los bomberos, agregando que una persona seguía desaparecida.

"Veinte extranjeros figuran entre los fallecidos, 18 de ellos chinos, uno de Laos y una persona de nacionalidad desconocida", declaró a la prensa un miembro de los bomberos, Kim Jin-young, advirtiendo que la identificación de las víctimas era difícil debido a las quemaduras.

Más de 100 personas trabajaban en la fábrica cuando se escucharon una serie de explosiones en la segunda planta, donde se inspecciona y empaquetan las baterías de litio, agregó la misma fuente.

Tras haber conseguido controlar el gigantesco incendio, los bomberos se introdujeron en el edificio carbonizado para extraer los cuerpos.

"La mayoría de los cuerpos está muy quemados, así que llevará tiempo identificarlos", dijo Kim.

Los bomberos están buscando una persona que sigue desaparecida, agregó, mientras realizan "operaciones de enfriamiento para evitar que el fuego se extienda a otras fábricas cercanas".

El incendio tuvo lugar en Hwaseong, al sur de la capital, Seúl, en una fábrica que pertenece al fabricante surcoreano Aricell, especializado en baterías.

Altamente inflamables, unas 35.000 baterías de litio estarían almacenadas en la segunda planta de la fábrica cuando se declaró el incendio.

"Era difícil entrar en el edificio porque temíamos que se produjeran otras explosiones", relató Kim, precisando que los bomberos combatieron las llamas con "arena seca".

Decenas de camiones de bomberos estaban estacionados fuera de la planta, constató un periodista de la AFP. Los rescatistas sacaban los cuerpos, recubiertos con sábanas azules.

Imágenes divulgadas por la agencia Yonhap mostraron grandes columnas de humo emergiendo desde la planta arrasada por las llamas.

- Advertencias -

El presidente surcoreano, Yoon Suk Yeol, pidió a las autoridades "movilizar todo el personal y equipo disponible para concentrarse en la búsqueda y rescate de personas", indicó su despacho.

El mandatario también advirtió a las autoridades que debían "garantizar la seguridad de los bomberos ante la rápida propagación del fuego".

Las autoridades locales recomendaron a los habitantes de Hwaseong quedarse en casa.

"Hay mucho humo debido a incendios en una fábrica. Por favor, preste atención a la seguridad, en particular absteniéndose de salir", dijo un mensaje de alerta enviado por SMS.

"Incendio en una fábrica. Por favor, desvíense por las carreteras vecinas y se ruega a los vecinos que cierren las ventanas", rezó otro.

Corea del Sur es un importante productor de baterías, incluidas las de vehículos eléctricos.

Las baterías de litio se usan en todo tipo de sectores, como por ejemplo para los vehículos eléctricos o las computadoras portátiles.

Este incendio es una de las peores catástrofes industriales registradas en el país desde hace años.

En 1989, un accidente en una planta de productos químicos en Yeosu, en la provincia de Jeolla del Sur, causó 16 muertos y 17 heridos. En 2020, 38 personas fallecieron en un incendio en un almacén en Icheon, en el sur de Seúl.

kjk-hs-rr/mba/sag-es/zm