Desde hace 22 años le llevan globos a Irma al panteón en SLP

SAN LUIS POTOSÍ, SLP., noviembre 1 (EL UNIVERSAL).- Familias potosinas desde muy temprano llegaron al panteón del Saucito para recordar a los niños, niñas y adolescentes que partieron de este mundo para conmemorar sus almas este 1 de noviembre "Día de Todos los Santos".

Entre recuerdos, globos de colores pastel, flores y cariño, la familia Ortíz Laris llegó al panteón del Saucito para adornar la pequeña tumba de color blanco de Irma Guadalupe Ortíz Laris, quien murió en el vientre de su mamá antes de nacer.

Hace 22 años, la señora Irma Laris acudió al Hospital General de Zona No. 1 del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) ubicado en la avenida Nicolas Zapata, por sangrado durante sus últimas semanas de embarazo; sin embargo, por presunta negligencia médica su bebé murió.

Irma cuenta que al llegar a urgencias en vez de atenderla en el quirófano para el nacimiento de su bebé, la mandaron a hacer un ultrasonido, en el lapso en el que le practicaron el ultrasonido para ver las condiciones de la menor, su hija murió.

Contó que el médico que la atendió tras la muerte de su hija, le dijo que quienes la atendieron sólo perdieron el tiempo, pues el tiempo que les tomó hacer el traslado a la sala de ultrasonidos, pudieron haberla salvado.

Desde ese 2 de octubre del 2000, ella y si familia acuden cada 1 de noviembre y otros días del año a recordar a su hija que este 2022 hubiera cumplido 22 años de vida.

Pese a la pandemia, la familia Ortíz Laris no dejó de acudir al panteón los días en los que se podía ingresar y así adornar la tumba de su hija, pues Irma dijo que aunque este 1 de noviembre es el Día de Todos los Santos, no se requiere de un día conmemorativo para visitarlos y recordarlos.

"Tenemos que venir a verlos, estar con ellos, para no dejarlos solos y así estar un poco alegres, recordarlos. Que nunca los olvidamos, siempre están en nuestros corazones pero también no abandonarlos", concluyó Irma Laris.