2019, el año en el que Carlota Casiraghi tuvo, por fin, su cuento de hadas

Tras varias relaciones fallidas, Carlota Casiraghi, por fin, ha conseguido tener su propio cuento de hadas. Mientras sus hermanos, Andrea y Pierre, celebraban bodas que nos hicieron soñar, el amor se mostró esquivo durante años para la hija de Carolina de Mónaco. Pero su suerte cambió el pasado verano al dar el ‘sí, quiero’ al productor de cine Dimitri Rassam tras dos años y medio de relación y un hijo en común: el pequeño Balthazar, que nació el 23 de octubre de 2018. Una de las parejas del año celebró su boda civil en el Palacio de Mónaco y, semanas después, se casaron por segunda vez en una ceremonia religiosa en la localidad de la Provenza donde la princesa Carolina se refugió con sus tres hijos tras la trágica muerte de Stefano Casiraghi.

VER GALERÍA

Carlota Casiraghi y Dimitri Rassam

El camino hasta llegar al altar no ha sido fácil ni rápido para Carlota. La pareja se comprometió a finales de febrero de 2018 y tenía planeado casarse ese mismo verano. Sin embargo, aplazaron el enlace en medio de rumores de crisis y en otoño llegó al mundo su hijo Batlthazar. Finalmente y, tal como adelantó ¡HOLA! en exclusiva, la boda se anunció para junio de 2019 con dos ceremonias en Mónaco y en Saint-Rémy-de-Provence.

VER GALERÍA

Carlota Casiraghi y Dimitri Rassam

- Las fotografías oficiales de la boda religiosa de Carlota Casiraghi y Dimitri Rassam

- En ¡HOLA!, la romántica boda religiosa de Carlota en la Provenza

- La romántica celebración de boda de Carlota Casiraghi

Carlota no defraudó como novia y volvió a demostrar por qué es una de las mujeres más admiradas, bellas y con más estilo del mundo. Lució un vestido mini con cuello a la caja y manga larga en gris perla  con unos originales lazos, obra de Anthony Vaccarello para Yves Saint-Laurent, que recordó, en el tejido, al que llevó su abuela en la ceremonia civil con el príncipe Raniero en 1956  y que tenía una lazada al cuello. Los flamantes recién casados posaron en la fabulosa escalera de mármol de Carrara del Principado, siguiendo así la tradición en las parejas Grimaldi.

VER GALERÍA

Carlota Casiraghi y Dimitri Rassam

Tras su primera boda, los novios volvieron a demostrar por qué Mónaco es el epicentro del glamour con una fiesta en la que Carlota y Dimitri aparecieron con dos estrellas de Hollywood y rememoraron el legendario posado de Carolina y Stefano casiraghi en el mismo balcón de La Vigie –una de las villas más impresionantes de Montecarlo-, tres décadas después. Ella, con su segundo vestido, un diseño blanco con escote palabra de honor, que completó con un falso bob, todo un guiño a su abuela, Grace Kelly, y la gargantilla de diamantes de Cartier que Raniero regaló a la actriz con motivo de su boda. Una fiesta que reunió a diversas personalidades, además de los hermanos Casiraghi y sus esposas, a Marta Ortega o Alessandra de Osma y en la que se vio a Carolina de Mónaco bailar con sus hijos toda la noche y emocionarse con la canción sobre el amor y la pérdida que le dedicó MC Solaar, Caroline.

VER GALERÍA

Carlota Casiraghi y Dimitri Rassam

Los divertidos festejos de Mónaco dieron paso, semanas después a una boda religiosa, que se celebró de manera privada y que estuvo marcada por los recuerdos a la infancia de Carlota. Los novios se dieron su segundo ‘sí, quiero’ en la abadía de Sainte- Marie de Pierredon, en la cima de una colina a las afueras de Saint-Rémy- de- Provence. A diferencia de su primera boda, aquí solo les acompañaron sus familiares y amigos más cercanos. La hija de Carolina de Mónaco llevó un vestido romántico de alta costura de Giambatista Valli, que guardaba cierto parecido con el que llevó su madre a su boda con Philippe Junot. Acorde con el entorno, la ‘princesa filósofa’ eligió un sencillo ramo de lavanda, símbolo de la Provenza francesa.

VER GALERÍA

Portada de la revista ¡HOLA!

Tras su boda, a la pareja solo le queda aparecer en un acto público como marido y mujer y posar con su pequeño Balthazar. Aunque parece que Carlota y Dimitri se quieren mantener en un discreto segundo plano a juzgar por su ausencia en el Día Nacional de Mónaco, donde participó casi toda la familia Grimaldi y hubiera sido una ocasión de oro para estrenarse como matrimonio. 

VER GALERÍA

Portada de la revista ¡HOLA!

Haz click para ver ‘El Armario de Carlota Casiraghi', un formato que desglosa al detalle las claves de su estilo actual y a lo largo de los años. Puedes ver más en la nueva plataforma de vídeo ¡HOLA! PLAY, donde encontrarás programas de cocina, moda, decoración y documentales biográficos de ‘royals’ y ‘celebrities’. ¡No te lo pierdas!

Loading the player...