'1994', el documental que suelta a los demonios de México

1994, un documental de Netflix | Captura de pantalla YouTube

Por José Rivero-. “¿Quieres que te dé un resumen de mi CV?”, es la primera frase que el expresidente de México, Carlos Salinas de Gortari, dice entre risas ante la cámara en la serie documental ‘1994’ que se estrenó este fin de semana a través de Netflix.

Dirigida por el periodista Diego Enrique Osorno y producida por Vice Studios, el trabajo de 249 minutos (divididos en 5 capítulos) explora el contexto político, social y económico que convirtieron al año 1994 en uno de los más recordados en la historia de México.

Netflix ya había 'calentado motores' con el estreno, hace dos meses, de 'Historia de un crimen: Colosio', donde mediante la ficción exploraban el asesinato del candidato del PRI (Partido Revolucionario Institucional) a la presidencia de la República, en Lomas Taurinas, Tijuana.

Aunque '1994' no habla solo de Colosio, el trabajo de Osorno sí tiene como punto medular el crimen que provocó la duda que perdura hasta nuestros días sobre quién realmente estuvo detrás del asesinato, pese a que el autor confeso está en la cárcel.

El relato inicia desde diciembre de 1993, cuando el PRI buscaba al sucesor de Salinas y se negociaba el Tratado de Libre Comercio con EEUU y Canadá. Muestra el primer día de 1994, cuando la noticia fue el levantamiento del Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN) en Chiapas, hasta diciembre de 1994, luego de revisar el inicio de la crisis económica, el arresto de Raúl Salinas de Gortari, y los avances de la investigación por el asesinato de Colosio.

En '1994' destacan las más de 100 entrevistas realizadas durante dos años para conseguir testimonios de los protagonistas de los acontecimientos históricos, que fueron ilustrados con imágenes de archivo pertinentes, muchas de ellas inéditas, que sustentan el relato de la serie documental.

Uno de los grandes retos de la producción fue lograr la primera entrevista, desde 2006, al vocero del EZLN, el Subcomandante Galeano (antes Marcos), quien destacó en el documental que, en cuanto al asesinato de Colosio, "en la clase política" se decidió sospechar de Manuel Camacho Solís "y luego de Salinas. Pero a quien podríamos poner como autor intelectual de ese crimen es Salinas".

Esa percepción convirtió a Salinas en un "personaje desacreditado, más asociado a los fenómenos de corrupción y de autoritarismo, que a los de modernización que él consideraba su pase a la historia", dijo Carmen Aristegui, una de las entrevistadas en '1994'. También aparece Alfonso Durazo, Luis Téllez, Diego Fernández de Cevallos, Talina Fernández y Salinas de Gortari, entre otros.

También te puede interesar: Netflix revive el asesinato de Colosio en nueva serie

A decir de Diego Enrique Osorno, con '1994' busca que la gente se cuestione sobre las posibilidades y riesgos que hay en el uso del poder, "sobre la necesidad de una rebeldía, de tener una actitud crítica ante cualquier posición hegemónica que se vaya construyendo".

Los últimos dos episodios, de los cinco que conforman la serie documental, presentan detalles de las investigaciones sobre el caso Colosio, la fabricación de culpables, la lucha del poder y el distanciamiento entre Ernesto Zedillo y Salinas de Gortari, quien relata cómo se decidió el "error de diciembre" que llevó a una devaluación del peso mexicano, y su opinión sobre el papel de su sucesor durante los primeros dos años de la investigación del caso de Luis Donaldo.

El escritor y periodista, Diego Enrique Osorno, decidió analizar el contexto de "pugnas, traiciones y revanchas" de una realidad social que afectó a todos, y que brindan elementos para entender la impunidad que prevalece y que definen el tipo de país que somos".

También te puede interesar: Todo lo nuevo en Netflix que llega a la plataforma y lo que se va

'1994' no establece una postura sobre lo ocurrido, sino que muestra los testimonios y deja que el espectador elabore su propia conclusión sobre los hechos de ese año y de su afectación a la situación actual del país.

Y aunque aparece durante la serie por las imágenes de archivo, Osorno no pudo lograr una entrevista con Mario Aburto, el asesino confeso de Colosio, pues las autoridades le dieron justificaciones "absurdas" para no permitir su encuentro en el penal de Tabasco donde cumple su condena, según reveló a Milenio TV.

Pero el periodista sí entrevistó al hijo de Luis Donaldo Colosio, quien sorprende al final de la serie documental al expresar su postura ante la posibilidad de descubrir quién estuvo detrás del asesinato de su padre.