Solo el 18 % de peruanos decidió su voto ante los comicios generales de abril

Agencia EFE
·3  min de lectura

Lima, 17 feb (EFE).- A menos de dos meses de las elecciones generales, solo el 18 % de los peruanos asegura que ya decidió su voto y, aunque las preferencias aún son encabezadas por George Forsyth, el exalcalde ahora es amenazado por otros aspirantes que repuntan en las encuestas, como el centro derechista Yohny Lescano.

De acuerdo con el último sondeo de la empresa privada Datum, publicado este miércoles, el 46 % de los peruanos están indecisos y el 34 % "no ha pensado nada" sobre los comicios generales del próximo 11 de abril, pues apenas el 18 % de la población asevera que ya sabe a qué candidato dará su confianza.

En esa tesitura, Forsyth, exfutbolista del popular equipo Alianza Lima, continúa encabezando con apenas el 11 % de apoyo la intención de voto del electorado del país, aunque su popularidad ha sufrido una caída sostenida en los últimos meses.

Le sigue Lescano, el aspirante de Acción Popular, quien pasó del quinto al segundo lugar en las preferencias de voto, tras lograr un 9 % de apoyo, muy cerca de la candidata de Fuerza Popular, Keiko Fujimori (8 %), la izquierdista Verónica Mendoza (7 %) y el legislador Daniel Urresti (6 %).

Con el 4 % de intención de voto, el sondeo sitúa en la disputa por la sexta posición al empresario César Acuña y al economista Hernando de Soto, seguidos con un 3 % de apoyo del empresario y miembro del Opus Dei Rafael López Aliaga, el líder del Partido Morado Julio Guzmán y el expresidente Ollanta Humala.

FORSYTH DE CAÍDA

Aunque las encuestas lo mantienen como líder, Forsyth vio caer en los últimos meses su popularidad, con la que llegó a conquistar hasta el 20 % de la intención de voto del electorado en octubre de 2020.

Su apoyo ya se desplomó hasta el 10 % en diciembre, aunque el mes siguiente detuvo su descenso y logró recuperar tres puntos (13 %).

Esta vez, el exalcalde de La Victoria atribuyó su caída a la reciente decisión del Jurado Electoral Especial (JEE) de excluirlo de las elecciones por omitir información sobre sus ingresos en la hoja de vida obligatoria que deben presentar los postulantes.

La resolución, que fue apelada ante el Jurado Nacional de Elecciones (JNE), también declaró "improcedentes" las candidaturas de su primer y segundo vicepresidente, Patricia Arévalo y Jorge Chávez, respectivamente.

"Se han encargado de decirle a la población que nosotros ya no estamos participando (de la campaña electoral)", lamentó este miércoles Forsyth en una entrevista con la emisora RPP.

Aún así, el candidato de Victoria Nacional se mostró optimista con la apelación que ha presentado para revertir la situación y negó haber ocultado información sobre empresas de su propiedad e ingresos dentro de la documentación que presentó ante el ente electoral.

En ese sentido, el hijo del diplomático y exlegislador Harold Forsyth aseguró que "en ningún momento hubo intención de omitir" y criticó que el formulario "induce al error".

CAMPAÑA ELECTORAL ATÍPICA

Condicionada por la pandemia, la campaña electoral para los comicios del próximo 11 de abril encuentra el país sumido en plena segunda ola de contagios de la covi-19, que ya ha dejado más de 44.000 muertes confirmadas con prueba positiva para el virus SARS-CoV-2.

Un Perú sacudido, además, por el estallido del "Vacunagate", un escándalo de vacunaciones secretas que, antes de la campaña oficial de inmunización, benefició altos cargos y servidores públicos.

Una encuesta de Datum Interncional publicada la víspera y realizada por encargo del diario El Coemrcio los días 9 y 12 de febrero, antes de conocerse el nuevo escándalo político, reveló que el 52 % de la población del país desaprueba la gestión del presidente Francisco Sagasti, un rechazo que es todavía mayor para el Congreso, cuyo trabajo desaprueban el 74 % de los ciudadanos.

(c) Agencia EFE