Tormenta Ida: 14 muertos e inundaciones sin precedentes deja a su paso por Nueva York y Nueva Jersey

·4  min de lectura

Nueva York y Nueva Jersey se encuentran en estado de emergencia luego de que lluvias históricas, fuertes vientos y tornados de la tormenta Ida azotaran la región.

El número de muertos aumentó a 14 personas el jueves en la ciudad de Nueva York y Nueva Jersey, incluido un niño de dos años.

El Departamento de Policía de Nueva York informó que al menos ocho personas murieron cuando sus apartamentos en el sótano se inundaron. En Elizabeth, Nueva Jersey, cinco personas fueron encontradas muertas después de que un complejo de apartamentos se inundó, según un portavoz de la ciudad.

Un hombre de 70 años murió cuando su vehículo fue arrastrado por las aguas de la inundación en Passaic, Nueva Jersey. Los bomberos con equipo de buceo intentaron llegar a los conductores atrapados en lugares donde el nivel del agua alcanzaba hasta seis pies.

“Su familia fue rescatada, estaban todos en el mismo auto. Desafortunadamente, el automóvil fue alcanzado por las aguas y los bomberos que estaban siendo arrastrados debajo del vehículo no pudieron sacarlo”, explicó el alcalde de Passaic, Héctor Lora, a CBS2.

Los servicios de metro, tren y autobús se suspendieron en toda la ciudad mientras los automóviles estaban sumergidos en el agua en los principales camninos de Nueva York como FDR Drive y Bronx River Parkway. Cientos de vuelos se han retrasado en los aeropuertos de LaGuardia, JFK y Newark.

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

Los pasajeros del metro se vieron obligados a subirse a los asientos por el agua que entraba a chorros en los vagones mientras que torrentes caían por las escaleras y las plataformas. En el campeonato de tenis del US Open en Queens, la lluvia caía en cascada a través del estadio techado.

Las devastadoras condiciones azotaron a Nueva York después de que Ida se estrelló contra Louisiana el domingo como un huracán de categoría 4 con vientos de hasta 150 mph que dejaron a más de 1 millón de personas sin electricidad.

Leer más: ONU: Crecen el número y el coste de los desastres climáticos

La tormenta se degradó, pero continuó causando estragos en todo el país en su lenta marcha hacia el norte.

Ida es el quinto huracán más fuerte que jamás haya tocado tierra en medio de lo que se perfila como una temporada atlántica muy activa.

Por primera vez, el Servicio Meteorológico Nacional (NWS) emitió una Emergencia por inundaciones repentinas para la ciudad de Nueva York y el noreste de Nueva Jersey el miércoles por la noche. “¡Múevete a un terreno más alto ahora! Esta es una situación extremadamente peligrosa y potencialmente mortal”, escribió la agencia.

Este contenido no está disponible debido a tus preferencias de privacidad.
Actualiza tu configuración aquí para verlo.

El estado de emergencia fue superior, en comparación con una advertencia de inundación repentina regular, se debió al nivel extremo de lluvia, hasta 10 pulgadas durante varias horas, manifestó el NWS.

En el Central Park de Manhattan cayeron 3.15 pulgadas de lluvia en solo una hora.

En una conferencia de prensa el jueves, la gobernadora de Nueva York, Kathy Hochul, declaró: “Debido al cambio climático, desafortunadamente esto es algo con lo que tendremos que lidiar con gran regularidad”.

La crisis climática está creando condiciones que están impulsando tormentas más poderosas y destructivas como Ida.

“Estas cosas vienen con más frecuencia, son más intensas, lamentablemente más mortales y tenemos que actualizar nuestro manual”, expresó el gobernador de Nueva Jersey, Phil Murphy, a Good Morning America .

El último informe climático de las Naciones Unidas, la evaluación global más aprobada sobre ciencia climática, informó el mes pasado que las tormentas con velocidades de viento más altas sostenidas, en el rango de Categoría 3-5, probablemente hayan aumentado en los últimos 40 años.

Y a medida que el planeta se calienta, se retiene más humedad en la atmósfera, lo que significa que las tormentas también traen el potencial de mucha más lluvia.

“Dentro de unos 150 km del centro de la tormenta, esperamos que la tasa de flujo de lluvia promedio aumente alrededor del 7 por ciento por cada grado Celsius de calentamiento global”, explicó a The Independent el Dr. Tom Knutson, científico principal del Laboratorio de Dinámica de Fluidos Geofísicos de la NOAA.

El aumento global del nivel del mar está agravando el peligro de marejada ciclónica. El nivel del mar frente a la costa de Nueva York es hasta nueve pulgadas más alto que en 1950.

Los meteorólogos continuaron emitiendo advertencias de inundaciones en Nueva Jersey el jueves, ya que varios ríos importantes aún no habían llegado a su cresta.

Se espera que los ríos Passaic, Delaware y Raritan alcancen niveles máximos a partir del jueves por la tarde.

Relacionados

Inundaciones en Europa, más probables por cambio climático

Inundaciones en NY: el agua se precipita hacia la estación de metro mientras la tormenta Ida azota la ciudad

Ida y Kate persisten, se forma la tormenta tropical Larry

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.