Las 10 figuras reconocidas por LA NACION en su 150° aniversario

LA NACION

Paloma Herrera, una de las 10 personalidades destacadas por LA NACION en la celebración de los 150 años

Libertad, fortaleza, perseverancia, generosidad, constancia, esfuerzo, educación, compromiso, innovación y una promesa para el futuro de la Argentina: estos son algunos de los valores y cualidades que LA NACION destacó hoy, a través de la elección de diez personajes que los representan. Todos ellos recibieron distinciones durante el evento por los festejos de los 150 años de LA NACION al que asistieron las principales autoridades del Poder Ejecutivo, Legislativo y Judicial, además de empresarios, políticos y personalidades de la cultura, el deporte y el espectáculo.

Libertad

Miriani Pastoriza nació en Santiago del Estero en 1939 y fue la primera mujer en recibirse como licenciada en astronomía en la Universidad de Córdoba. Era la única mujer entre todos los estudiantes y eso la obligó a derribar muchas barreras. Publicó, junto a José Luis Sérsic, su director de tesis, un trabajo sobre formación estelar en galaxias que revolucionó ese campo de estudio y se transformó en una referencia indiscutible a nivel mundial.

Al recibir el premio, Pastoriza señaló sobre la libertad: "Significa mi vida porque yo luché siempre por la libertad como mujer. Nací en un pueblo muy pequeño y tuve que vencer todas las dificultades. Conseguir, como mujer en un universo de hombres, desarrollar mi carrera".

Fortaleza

Paloma Herrera nació en Buenos Aires y su carrera se repartió entre el Teatro Colón y el American Ballet Theatre, de Nueva York. Comenzó a bailar a los siete años por decisión propia y a los nueve ganó sus primeros premios en concursos internacionales. A los 15 años se fue a vivir sola a Nueva York, contratada por una de las compañías más importantes del mundo. Su exigencia y tenacidad la llevaron a ser la primera figura del American Ballet con tan solo 19 años. Herrera se retiró a los 40 años y representa un ejemplo de la excelencia, entrega y disciplina. Desde hace tres años es la directora artística del Ballet Estable del Teatro Colón.

Paloma Herrera, al recibir el premio, dijo: "Pienso que [la del ballet] es una carrera muy difícil; se necesita mucha fortaleza física y mental para irse a los 15 a vivir afuera y hacer una carrera difícil. Pero para mi fue muy natural, fue con amor y pasión".

Perseverancia

La Banda Sinfónica Nacional de Ciegos lleva el nombre de su fundador, el Maestro Pascual Grisolía, quien comenzó el dictado de cursos en la Escuela de instrumentos de Viento para Ciegos en el año 1939. El esfuerzo dio sus frutos: el 15 de octubre de 1947 la Banda Sinfónica brindó su concierto inaugural. Fue el debut de la primera y única banda sinfónica de ciegos en el mundo. Desde entonces, la Escuela de instrumentos de Viento para Ciegos llevó a cabo una notable actividad artística, cultural, social y pedagógica. La Banda Sinfónica Nacional de Ciegos es su continuidad.

Luis Alberto Rodríguez, miembro de la banda, señaló: "Esto es una distinción que no solo responde a los músicos de la banda, sino a todos los compañeros de la banda. La gente, los directivos que nos han sabido cuidar y buscar nuevas formas de trabajo. Nosotros también tenemos una muy buena prensa que nos permitió estar acá".

Generosidad

El profesor Martín Salvetti demuestra que desde el lugar que cada uno ocupa se puede hacer una diferencia. Él comenzó a advertir el creciente ausentismo de sus alumnos y decidió trabajar para que no abandonen la escuela. Con largos años de experiencia al frente de las aulas de la Escuela Técnica 2 de Abril, de Temperley, donde estudió, fue preceptor y luego docente, se propuso motivar a sus alumnos mediante el montaje de una radio escolar en la que todos puedan participar. El proyecto empezó con un grabador y un micrófono.

En poco tiempo logró transmitir las 24 horas. La radio ya lleva 19 años en el aire. Lo que este docente bonaerense nunca imaginó fue que la emisora iba a llamar la atención del Global Teacher Prize, el "Nobel de educación", y lo iban a considerar finalista del premio al "mejor maestro del mundo", que la Fundación Varkey creó en 2014. Fue seleccionado entre 10.000 candidatos de 179 países.

"Generosidad es uno de los valores que trato de trabajar, ayudar a los chicos a adquirir conocimientos y valores. Generosidad es estar y ayudar a aquel que lo necesita y son los chicos los que tienen que aprender y tenemos que estar ahí para ellos", dijo Salvetti al recibir la distinción. "No tengo todas las herramientas pero hago lo que puedo".

Constancia

Emanuel David Ginóbili es considerado por muchos especialistas, deportistas y entrenadores de básquet como el mejor jugador de América Latina y uno de los cien mejores y más influyentes de la historia de la NBA. Jugaba en la posición de escolta y formó parte de la Selección Argentina y de los San Antonio Spurs durante 16 temporadas (2002 - 2018). El 27 de agosto del año pasado anunció su retiro. Junto con Bill Bradley, es el único jugador que consiguió ganar una Euroliga, un campeonato de la NBA y una medalla de oro olímpica. Ginóbili demostró a través del deporte los mejores valores de los argentinos.

Claudio Cerviño, periodista de Deportes de LA NACION, quien recibió el premio en lugar de Ginóbili, dijo: "Un orgullo por lo que significa Manu como ejemplo para el deporte y como gran inspirador para las generaciones. También tuvo mucha relación con el deporte a través de la prensa por ser columnista de LA NACION".

Esfuerzo

Horacio Gutiérrez es un cabañero, productor de Angus e ingeniero agrónomo de la UBA. Tiene el récord en la exposición Rural de Palermo: 21 grandes campeones y 16 banderines. En 1957 fundó la Cabaña Tres Marías. Fue la primera cabaña en exportar genética a la Unión Europea. Sus embriones se exportaron a Escocia, donde se origino la raza Angus. Además, hay genética Tres Marías en: Brasil, Canadá, Colombia, Estados Unidos, Irlanda, México, Paraguay, Portugal, Suecia, Sudáfrica y Uruguay.

"Pasé toda mi vida mejorando las razas y todo lo relacionado a la carne. Es un esfuerzo muy importante porque el campo es una fábrica sin techo. Hasta el día que entran las máquinas o se van las vacas puede pasar cualquier cosa. Estamos expuestos a muchos problemas externos", declaró Gutiérrez.

Futuro

Ilan Schnaider es un niño de ocho años que se posicionó como el mejor ajedrecista del mundo en la categoría Sub-8. Sus logros le auguran un gran futuro en la disciplina.

"Muy orgulloso por representar a la Argentina y ojalá que en el futuro haya mucha educación para todos", manifestó Schnaider.

Educación

Sandra Díaz se graduó en Biología en 1984 en la Universidad Nacional de Córdoba, donde se doctoró en 1989. Es una referencia científica en ecología y botánica. Participó en el desarrollo de una herramienta metodológica para cuantificar los efectos y beneficios de la biodiversidad de las plantas y la ecología vegetal de los ecosistemas. También investigó cómo los humanos pueden transformar las plantas en combustible, medicinas, tintes y alimentos, entre otros derivados posibles.

"Yo la verdad que celebro mucho esto porque de alguna manera, más allá de mi persona, es visibilizar la investigación argentina y el rol de la naturaleza que en los últimos años ha escalado muchísimo, la gente está recordando la conexión con la naturaleza", dijo Díaz. "Y todos los que hemos sido premiados hoy somos un producto de la educación pública", destacó.

Compromiso

Silvia Rueda de Uranga tiene siete hijos y 23 nietos. Trabajó más de 40 años por la educación y la juventud. Actualmente es Directora General de la Fundación Pescar y Presidenta de la Fundación Desarrollar Argentina. Su misión es promover el desarrollo de comunidades y jóvenes vulnerables, así como también incentivar el intercambio de conocimiento a través del uso de las nuevas tecnologías.

Rueda de Uranga, al recibir la distinción, dijo: "A mí la verdad que me impresiona que me hayan nombrado en un evento tan importante. Siempre respeté muchísimo al diario. Realmente sentí en LA NACION la libertad de prensa: la libertad genera responsabilidad y la responsabilidad genera compromiso".

Innovación

Fortunato Benaim tiene 100 años y es oriundo de Mercedes, hijo de un comerciante y una ama de casa. Fue director del Instituto del Quemado durante 28 años, hasta que se jubiló. Es el primer médico en el país en desarrollar un laboratorio de cultivo celular que permite reproducir la piel humana. Con un mínimo trazo de piel, el cultivo en el laboratorio obtiene, en un plazo de 15 días, una cantidad de láminas epidérmicas suficientes para cubrir todo el cuerpo humano.

"Todos tenemos que innovar, cada uno desde su lugar. Yo tuve el desafío de atender a familias con quemaduras, por eso investigué. Nuestra fundación puso en marcha el primer laboratorio para el cultivo de piel. Creo que a eso se le llama innovación", dijo Benaim, tras ser distinguido por LA NACION.