Legisladores de EEUU no hallan pruebas de escuchas en la Torre Trump

Por Emily Stephenson y Caren Bohan
El legislador republicano Devin Nunes, presidente la Comisión Selecta Permanente sobre Inteligencia, habla a los medios en el Capitolio en Washington. 7 marzo 2017. El líder republicano de una comisión congresional que investiga las acusaciones de injerencia rusa en la elección presidencial de 2016 dijo el domingo que la filtración de un ex asesor del presidente Donald Trump es un delito y que se está viendo si se facilitaron otros nombres. REUTERS/Aaron P. Bernstein

Por Emily Stephenson y Caren Bohan

WASHINGTON (Reuters) - Legisladores estadounidenses de ambos partidos dijeron el domingo que no han visto pruebas que sustenten la acusación del presidente, Donald Trump, de que su predecesor, Barack Obama, le espió el año pasado, añadiendo presión para que explique o retire sus cargos.

Varios republicanos instaron en los últimos días a Trump a que se disculpe por las acusaciones que hizo en una serie de tuits el 4 de marzo. La polémica tensó también las relaciones con algunos aliados claves de Estados Unidos y amenaza con distraer a los republicanos de sus promesas de campaña sobre salud e impuestos.

"No conozco en qué se basa la afirmación del presidente Trump", dijo la senadora republicana Susan Collins en el programa "Meet the Press" de NBC. "Creo que nos debe una explicación".

Collins afirma que apoyó a Trump como presidente, pero precisó que no estará de su lado si "expuso de forma falsa cuáles son los hechos".

Se espera que el director del FBI, James Comey, sea preguntado sobre los comentarios de Trump cuando testifique el lunes en una inusual audiencia abierta sobre las supuestas interferencias rusas en las elecciones presidenciales de 2016.

El legislador Adam Schiff, el máximo demócrata en la comisión de Inteligencia de la Cámara de Representantes, que celebra la audiencia, calificó los cargos de Trump como "claramente falsos" y dijo que espera que Comey diga lo mismo el lunes.

La Casa Blanca y los aliados de Trump han intentado desviar la atención de las controversias pidiendo investigaciones por las filtraciones a los medios.

El legislador Devin Nunes, que dirige la Comisión de Inteligencia de la Cámara, aseguró que las filtraciones a los periodistas sobre el ex asesor de seguridad nacional de Trump, Michael Flynn, son un delito y que el panel está estudiando si se facilitaron otros nombres.

(Reporte de Caren Bohan; editado en español por Carlos Serrano)