Los árboles de Paris

RFI/Florent Guignard

El árbol más antiguo de Paris fue plantado en 1601, unos 150.000 de diferentes especies, hacen la vida más grata a los parisinos y quienes visitan la capital. Un patrimonio arbóreo que es una herencia los grandes trabajos haussmanianos. A diferencia de otras capitales, los árboles de Paris están directamente integrados a la dimensión urbana, en un diálogo permanente con su arquitectura; aunque la cohabitación con el cemento no siempre es fácil, sumada al acelerado calentamiento global.

Marie de Mondésert, paisajista del Consejo de Arquitectura, urbanismo y medioambiente de Paris, CAUE, describe a RFI el aspecto de la Robinia o falsa acacia, plantado en 1601, el árbol mas antiguo de Paris:

"Es un árbol conocido por sus amplios racimos de flores blancas, perfumadas y melíferas, muy apreciadas por las abejas. El árbol que vemos es muy viejo y está apoyado en varios puntales que los sostienen. Igualmente, el pie del árbol está protegido por una barrera, para evitar la compactación del suelo y ayudarlo a vivar más tiempo."

Como explica la agrónoma Beatrice Rizzo, experta en arboricultura urbana de la Dirección de espacios verdes y medio ambiente de la Municipalidad de Paris, DEVE :

"Paris era un campo raso y se planificó una plantación organizada para convertirla en una ciudad arbórea. Cuando hoy vemos los 100.000 mil árboles plantados en las vías y unos 50.000 en parques y jardines, es impresionante, desde el comienzo los árboles fueron integrados a la construcción de Paris."

Una inquietud mayor es la adaptación a las nuevas condiciones climáticas:

Marie de Mondésert,revela algunos de los más destacados:


Leer más sobre RFI