Los Ángeles pasa los 100.000 casos mientras California evalúa reapertura

Agencia EFE

Los Ángeles, 29 jun (EFE News).- El Condado de Los Ángeles cruzó la barrera de los 100.000 casos de coronavirus tras dar cuenta este lunes de 2.903 nuevos positivos, récord para un solo día, y que sumado a otros condados que registran incrementos ha llevado a las autoridades estatales a replantear sus planes de apertura.

El gobernador de California, Gavin Newsom, dijo hoy que no gusta "la línea de tendencia" del virus y por ello están "alternando" los procesos de reapertura y al mismo tiempo apelando al "interruptor de atenuación" en condados con picos alarmantes de COVID-19.

"El enfoque es un interruptor más tenue, y ese enfoque es diferente en cada condado", señaló en rueda de prensa el demócrata, un día después de ordenar el cierre de bares en Los Ángeles y de otros seis condados, mientras que a otros ocho les aconsejó evaluar la aplicación de esta medida.

California acumula hasta el momento 216.550 casos positivos de COVID-19 desde que empezó la contabilidad oficial, 62.000 contagios han sido detectados en los últimos 14 días, lo que equivale un aumento del 28,6 %.

Casi la mitad de los casos se registran en Los Ángeles, el condado más poblado del país, que hoy sumó 100.772 positivos de COVID-19. Este lunes alcanzó su mayor número de contagios diarios con 2.903 nuevos casos.

La directora del Departamento de Salud, Bárbara Ferrer, señaló en una conferencia de prensa que más que el mayor número de test que se están haciendo el aumento de casos responde al incumplimiento de la distancia social en muchos negocios tras la reapertura.

En la última semana, el 49% de los bares y el 33% de los restaurantes de este condado no cumplieron con los protocolos.

"Si no eres parte de la solución para frenar la propagación, terminas siendo parte del problema", dijo Ferrer.

Poco después, la funcionaria anunció el cierre de playas de este condado a partir del viernes y hasta el lunes, es decir el fin de semana del festivo del 4 de julio, además de la prohibición de los fuegos artificiales.

Este condado reporta el número más alto de hospitalizaciones desde que arrancó la pandemia, con 1.710, informó Ferrer.

El estado ha aumentado en las últimas dos semanas su tasa de positivos al 5,5 %, y al 5,9% si se toma en cuenta la última semana.

Más de 5.900 personas contagiadas con el virus han muerto en todo California desde febrero pasado.

HOSPITALIZACIONES AL ALZA

El Estado Dorado, considerada la quinta economía del mundo, ha visto un incremento dramático de las hospitalizaciones y del número de pacientes en unidades de cuidados intensivos por casos confirmados de COVID-19.

Actualmente, 4.776 pacientes con coronavirus se encuentran ingresados en un hospital, lo que representa un alza del 43 % en las últimas dos semanas, cuando se registraba 3.103 personas en una institución médica, explicó Newsom.

El gobernador matizó no obstante que la capacidad hospitalaria del estado ha sido capaz de absorber el incremento.

La situación no parece mejorar con respecto a los pacientes en las unidades de cuidados intensivos, que tienen a 1.465 pacientes luchando por su vida, un aumento del 37% en las últimas dos semanas.

De las camas disponibles en UCI que tiene el estado, el 39% ha sido absorbido debido a pacientes con COVID-19. En Los Ángeles, el 26 % de los hospitalizados están en estas unidades.

A pesar del aumento de números, el gobernador resaltó que California tiene actualmente 11.577 ventiladores disponibles.

QUEDARSE EN CASA EN EL CONDADO IMPERIAL

Al condado Imperial, que comparte frontera con México y Arizona, y que ha visto un gran incremento de casos, el Gobernador recomendó nuevamente el confinamiento.

El secretario de salud de California, Mark Ghaly, dijo que la recomendación se dio después de evaluar el riesgo que enfrenta el área "no solo con la frontera con México, sino también en la frontera con Arizona" que están experimentando grandes contagios.

La junta de supervisores de ese condado evaluará la tarde de hoy la petición del gobernador.

Aunque Newsom aclaró que quiere dejar la decisión en las autoridades locales, dijo que tomará pasos más drásticos sino se trabaja para evitar el aumento de contagios.

A la lista de un seguimiento más estricto se han agregado cuatro nuevos condados, incluido el de Orange, que ya se enfrentó en el pasado con el gobernador por el cierre de sus playas.

Actualmente, 19 condados, es decir el 72 % de la población de California, reciben "asistencia técnica" específica, como lo describe el Gobierno estatal, para revisar los protocolos seguidos.

SAN QUENTIN, UNA PREOCUPACIÓN MÁS

En la lista de preocupaciones del estado también está la cárcel de San Quentin, donde hasta este lunes se contabilizan 1.011 positivos entre los reclusos. Unos 2.600 reos han sido contagiados en todo el sistema de prisiones de California.

El gobernador dijo que unos 3.500 prisioneros con menos de 180 días para acabar sus condenas, y ninguno de ellos con delitos sexuales, han sido liberados ya para evitar un mayor número de contagios.

(c) Agencia EFE