OMS y UA instan al Gobierno de Tanzania a no cuestionar las vacunas

Agencia EFE
·2  min de lectura

Johannesburgo, 28 ene (EFE).- La Organización Mundial de la Salud (OMS) y autoridades de la Unión Africana (UA) instaron hoy a Tanzania a sumarse al esfuerzo continental para inmunizar a la población contra la covid-19 y a no cuestionar las vacunas, como hizo ayer el polémico presidente de ese país, John Magufuli.

"Tanzania es un país muy importante, es parte de la Comisión de la Unión Africana. Y como otros países, su voz importa, pero creo que en este punto lo que deberíamos hacer como continente es promover la unidad", advirtió hoy el virólogo camerunés John Nkengasong, director del Centro para el Control y Prevención de Enfermedades de África (África CDC) de la UA, en una rueda de prensa virtual.

"Si no luchamos contra esto (la pandemia) como continente en conjunto, estaremos condenados", subrayó Nkengasong.

Poco después, en otra rueda de prensa virtual, la directora regional de la OMS para África, Matshidiso Moeti, lanzó un llamamiento específico al Gobierno de Tanzania a prepararse para vacunar contra la covid-19 al igual que el resto del continente.

"África está en una encrucijada", recalcó Moeti, quien también pidió que Tanzania ponga en pie todas las medidas preventivas necesarias para "proteger a su población".

Asimismo, pidió que las autoridades tanzanas compartan con la OMS los datos sobre la situación de la enfermedad en el país, cifras que Tanzania dejó de hacer públicas a finales de abril pasado.

Las interpelaciones de la OMS y del CDC llegaron después de conocerse unas declaraciones de Magufuli en las que el mandatario ponía en cuestión las vacunas.

"Hay que mantenerse firmes. La vacunación es peligrosa. Si el hombre blanco fuera capaz de crear vacunas, entonces ya habría encontrado la vacuna del sida, ya habría encontrado vacuna para la tuberculosis, habría encontrado la vacuna de la malaria ya y habría encontrado ya una vacuna para el cáncer", señaló este miñercoles durante un acto público, según recogió el diario local The Citizen.

Esta no es, sin embargo, la primera vez que la postura negacionista y minimizadora del peligro de la covid-19 de Magufuli hace saltar las alarmas en el continente.

En marzo de 2020, poco después de que se detectase el primer caso de covid-19 en el país, el presidente tanzano aseveró que "el corona(virus) es el diablo y no puede sobrevivir en el cuerpo de Cristo".

Su política se basó en pedir a sus compatriotas "rezar" para combatir la enfermedad y en criticar las medidas de Occidente, llegando a calificar de defectuosos test de detección que, según este científico de formación, habían dado positivo en muestras de una papaya y una cabra.

Desde finales de abril de 2020, Tanzania no publica ninguna cifra oficial de la enfermedad, lo que dejó estancados los contagios en 509, de los que 21 acabaron en muertes.

En junio, el presidente tanzano declaró superada la pandemia en el país gracias a la intervención divina.

(c) Agencia EFE